Público
Público

El ministro del CNT asegura que su "primera preocupación no es Gadafi sino seguridad"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El ministro de Justicia del Consejo Nacional de Transición libio (CNT), Mohamed Alagy, afirmó hoy que "la primera preocupación de dicho ente es "controlar la seguridad" y no tanto el coronel Muamar Al Gadafi, cuyo paradero sigue siendo una incógnita.

"Somos la autoridad legal; Gadafi no es nuestra primera preocupación, sino controlar la seguridad del país", dijo Alagy en sus primeras declaraciones a la prensa a su llegada a Trípoli.

El paradero del coronel Gadafi sigue siendo fuente de rumores y especulaciones, incógnita a la que se suma el destino de sus dos hijos: Hamis, que ha cubierto el frente militar, y Saif al Islam, que asumió la cara mediática del régimen.

Preguntado por las atrocidades denunciadas cometidas por los rebeldes sobre los gadafistas hechos prisioneros, Alagy manifestó que éstos "son bien tratados y se respetan sus derechos humanos".

Uno de lo asesores del ministro explicó a la prensa que en estos momentos se centran en la ciudad de Sirte, "que pronto será una ciudad abierta".

"La gente siente ya la fuerza", señaló en referencia a los habitantes de Sirte, la ciudad natal de Gadafi, que ha hecho de quienes son originarios de allí sus más devotos leales.

El asesor trató de salir así al paso de las especulaciones en torno a la fidelidad u hostilidad de los habitantes de Sirte, la última ciudad que se resiste a los rebeldes.

Sobre los problemas más acuciantes que vive la capital, el asesor ironizó al señalar que "el agua y la electricidad no eran ya muy buenos con Gadafi".

"Preparamos lo que podemos", dijo el asesor, quien explicó que "los daños de la guerra y algunas bandas de gadafistas" son los responsables de las deficiencias severas de suministros básicos como agua y luz que atraviesa la capital.

Sólo los rebeldes tienen presencia en las calles céntricas de Trípoli, donde crecen las carencias de suministros y servicios básicos como el agua, lo que acrecienta la sensación de impotencia del CNT, que trata frenéticamente de obtener los fondos desbloqueados anoche por el Consejo de Seguridad de la ONU, un total de 1.500 millones de dólares en bienes libios.

Los rebeldes libios se han hecho con el control del barrio de Abu Salim, en el sur de Trípoli, que todavía permanecía en manos gadafistas tras una ofensiva con duros combates.

Tras una noche en la que las explosiones y los tiroteos se sucedieron al sur de la ciudad, hoy el barrio de Abu Salim presentaba un aspecto de tranquilidad.

DISPLAY CONNECTORS, SL.