Público
Público

Montilla pide disculpas a los ciudadanos por la corrupción

Anuncia que los cargos del PSC deberán firmar un "contrato de servicio público"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El duro golpe que ha supuesto para el PSC el encarcelamiento del alcalde socialista de Santa Coloma de Gramenet, Bartomeu Muñoz, y de su concejal de Urbanismo por parte del juez Baltasar Garzón, se evidenció ayer en la celebración de la Convención Municipal del partido en Barcelona.

El primer secretario del PSC y president de la Generalitat, José Montilla, agarró el toro por los cuernos y clausuró el encuentro con un discurso dirigido casi íntegramente al asunto y que no estuvo exento de autocrítica.

Montilla pidió disculpas a todos los ciudadanos, 'en especial a los de Santa Coloma', y anunció la elaboración de un 'contrato de servicio público' en favor de la transparencia que estará listo el próximo otoño y que todos los cargos socialistas deberán firmar bajo la obligación de dar 'la máxima ejemplaridad'.

'El daño sobre las siglas del PSC es grave', admitió el líder del PSC, a la vez que exigió a todos los militantes una conducta 'totalmente íntegra' en la vida pública y privada.

'El daño sobre las siglas del PSC es grave', asumió su primer secretario y presidente de la Generalitat

La mención no era baladí. Durante el día, en los pasadizos del Palacio de Congresos de Barcelona no se había hablado de otra cosa. Algunos de los 1.800 alcaldes y ediles que se reunieron no negaron las explicaciones sobre su gestión que se ven obligados a dar a los ciudadanos desde que saltó a la luz el caso Pretoria.

Montilla les agradeció el esfuerzo que están realizando, pero a la vez dijo entender que lo sucedido 'ha provocado una comprensible alarma social y un sentimiento de rechazo e irritación por parte de los ciudadanos'.

Frente a la amistad que unía a Muñoz con varios de los dirigentes de la formación, como José Zaragoza y Manuela de Madre, Montilla señaló que 'el PSC no es un partido de amigos, sino un modelo de sociedad y valores. No podemos confundirnos'. Consideró que 'ninguna causa justifica los medios', aún menos si se trata de incumplir la ley, y marcó como prioritario llevar a cabo medidas para evitar 'que la política se distancie del corazón de los ciudadanos'. El contrato de servicio público que anunció, cuyo debate para su elaboración será 'inmediato', buscará garantizar la transparencia en la actuación de los cargos socialistas, incluyendo el conocimiento de su patrimonio y actividades.

Entre otras cosas, 'se deberá explicar las razones que obligan a una persona a ocupar varios cargos públicos, para evitar la demagogia de algunos'. Con este comentario, Montilla hizo referencia velada a un correo electrónico que circula desde hace unos días que enumera los 14 cargos públicos que ocupa su esposa, la socialista Anna Hernández, la mayoría en el seno de la Administración local.

Junto con el impulso de reformas legales ya anunciadas, como la de la sindicatura de cuentas y medidas de control del urbanismo, aseguró que se logrará que se reconozca mejor el trabajo de miles de personas que se dedican al servicio público porque, recalcó, 'no todos son iguales'.