Público
Público

Montilla pide a Rajoy que cambie de actitud para no llevar a España a la deriva

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El presidente catalán, José Montilla, ha pedido hoy al líder del PP, Mariano Rajoy, que retire el recurso contra el Estatuto de Cataluña y "deje de bloquear" la renovación del Constitucional, y ha añadido que si no quiere "llevar a España a la deriva" tendrá que cambiar su actitud.

En un desayuno informativo organizado por Europa Press, Montilla ha añadido que el "camino de la confrontación y la irritación no lleva a construir nada positivo", y ha remarcado que España sin Cataluña "no es viable".

"Algunos insensatos después de actuar contra Cataluña pretenden expulsarla de la Constitución, justificando cínicamente su actitud en la defensa del texto constitucional", ha afirmado el presidente catalán, quien ha advertido de que la historia "será severísima para con quien pretende defender atacando y dividiendo".

En su intervención, seguida por los ministros de Política Territorial, Manuel Chaves; Defensa, Carme Chacón, y Fomento, José Blanco, Montilla ha pedido respeto a la "dignidad de Cataluña" y ha alertado de que "no escuchar lo que dice" esta comunidad "es grave" pero no querer entenderla deliberadamente es aún peor.

Ha asegurado que no es él el que cuestiona la legitimidad del Constitucional si no "aquellos que con su actitud han permitido la situación en que se encuentra", con un tercio de sus miembros por renovar y un magistrado recusado, una realidad a la que, a su juicio, ha contribuido "decisivamente" el PP.

Montilla ha añadido que "menospreciar o sospechar de la autenticidad y la profundidad de la dignidad de Cataluña es una gravísima irresponsabilidad", y se ha referido al editorial conjunto publicado por varios medios catalanes la pasada semana, cuyo espíritu -ha dicho- comparte y comprende.

En él, ha proseguido, ve una voluntad y muestra de unidad que ha apoyado antes de asegurar que, aunque es el presidente de Cataluña, ni manda en los diarios ni se dedica a hacer editoriales.

Montilla ha insistido en que las sentencias deben ser acatadas y cumplidas, aunque no sean compartidas y ha agregado: "no vamos a renunciar a nada de lo que el pueblo ha votado y lo defenderemos hasta sus últimas consecuencias".

Ha asegurado que el pueblo catalán no renunciará a su voluntad de autogobierno y tras concluir su intervención con un "viva la Constitución y viva el Estatuto" ha exigido el cumplimiento del pacto político que "subyace" en la norma catalana.

El presidente de la Generalitat ha reconocido que ha cometido errores, pero ha puntualizado que nunca ha actuado buscando el enfrentamiento entre Cataluña y el resto de España.

Preguntado por esos errores, ha indicado que los políticos catalanes no se pueden sustraer a la moda de la sobreactuación y el tacticismo, lo que provoca, a su juicio, la desafección de la política.

En este sentido, ha añadido, sin querer precisar a quién se refería: "hay demasiada comedia en el mundo de la política, no precisamente de calidad".

"Estamos ante una encrucijada de la que sólo vamos a salir fortalecidos si encontramos una salida que permita conjugar el respeto por el Estado de derecho con el respeto a la voluntad de autogobierno del Gobierno de Cataluña y con la salvaguarda del pacto político" que deriva del Estatuto, ha agregado Montilla.

Sobre la política catalana y la posibilidad de pactos postelectorales, ha afirmado que no es necesario firmar ante notario que el PSC no pactará con el PP, "a diferencia -ha dicho- de otros".

En este sentido, ha indicado: "creo que CiU ya se ha olvidado del notario, si acaso está en contacto con el registrador", ha apuntado en referencia a Mariano Rajoy.

Sobre la mesa de partidos que el presidente de CiU, Artur Mas, propone para dar una respuesta conjunta a la sentencia del Constitucional, ha señalado que lo que ha de unir a las fuerzas políticas catalanas es la defensa del Estatuto y ha opinado que no se debe empezar a hablar de la misma hasta que se haga pública.

En cuanto a la posibilidad de una consulta soberanista en Cataluña, ha insistido en que no es posible convocar un referéndum por la independencia porque no entra en la arquitectura constitucional.