Público
Público

Montoro cree que la restricción de deuda se dirige a los ayuntamientos del PP

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El coordinador de Economía del PP, Cristóbal Montoro, ha considerado hoy que la decisión del Gobierno de levantar la prohibición de solicitar créditos a algunos ayuntamientos es "arbitraria" y ha criticado que "parece" que la restricción en la deuda está "dirigida claramente" a las ciudades gobernadas por su partido.

Montoro, que participa hoy en una jornada en Santander sobre la crisis económica, ha destacado que su partido está en contra del límite establecido por el Gobierno para el endeudamiento de los ayuntamientos, porque, a su juicio, no se puede "separar" ese tipo de prohibición para una sola administración, en este caso la local.

"Si se aplicara una restricción en ese sentido, hay que hacerlo para todas las administraciones, empezando por la del Estado e involucrando a las comunidades autónomas", ha aseverado este representante del PP.

Ha añadido que los ayuntamientos "no son los responsables" del déficit público y del aumento de la deuda en España, y ha remarcado que "no hay país en el mundo que haga esto".

"Sólo hay un país en la Unión Europea, que es Alemania, que tiene la limitación en la Constitución para todas las administraciones públicas, incluyendo los estados federales", ha explicado Montoro, que ha insistido en que ningún Estado "hace lo que se está haciendo por parte del Gobierno socialista".

Este portavoz del PP ha lamentado que el Ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero haya establecido una "restricción arbitraria" y "discriminatoria", al permitir solicitar créditos a los ayuntamientos cuya deuda no sobrepase el 75 por ciento de sus ingresos.

En su opinión, la discriminación en esa medida, que se incluirá en el proyecto de los Presupuestos Generales del Estado para 2011, "parece que va dirigida claramente a las ciudades gobernadas por el PP".

Según ha advertido, de ser así, la decisión del Gobierno sería "inadmisible" e "intolerable", porque la ordenación de las finanzas públicas llegaría "a revestirse de discriminación política y no de rango económico".

Montoro ha opinado también que el relajamiento en las prohibiciones de endeudamiento a los ayuntamientos en 2011 es una decisión "errática", ya que demuestra que el Gobierno "va dando bandazos".

El presidente del PP de Cantabria, Ignacio Diego, ha coincidido en que la limitación en el endeudamiento que se ha impuesto a los ayuntamientos es "injusta", porque esas administraciones "cargan" con un 6 por ciento de la deuda pública, mientras que las comunidades autónomas tienen un 14 por ciento y el Estado en torno a un 78 por ciento.

Diego ha recordado que el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero adquirió el compromiso de "revisar" la financiación local y ha dicho que los ayuntamientos necesitan esos recursos para seguir prestando servicios a los ciudadanos.

El líder del PP cántabro ha reprochado al PSOE de Santander su "hipocresía" por criticar el aumento del endeudamiento en esa ciudad, gobernada por el popular Íñigo de la Serna, porque, según ha asegurado, en tres años se ha rebajado esa deuda en un 14 por ciento.

Ha destacado que, en cambio, el Gobierno de Cantabria liderado por Miguel Ángel Revilla (PRC) y Lola Gorostiaga (PSOE), ha aumentado la deuda de la comunidad autónoma de 267 millones de euros a 487 millones desde 2003 a 2009.

Según sus estimaciones, la deuda de Cantabria alcanzará los 1.087 millones de euros en diciembre de 2010.