Público
Público

Moody's pide un ajuste de 40.000 millones y duda del plan antifraude

Cristóbal Montoro concreta que se recortarán 450 entes públicos en pocos meses

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El ajuste del déficit público en el presente ejercicio no será de 16.500 millones de euros como había previsto el Gobierno inicialmente. Tampoco 32.000 millones, como estimó la Fundación de las Cajas de Ahorros (Funcas) al adelantar que el déficit de 2011 superaría el 8%. España tiene que hacer frente a un ajuste del orden de 40.000 millones, según la agencia de calificación crediticia Moody's. Un 42,8% más que la suma de los ajustes de 2010 y 2011. De otra forma, no se cumplirá el objetivo marcado de reducir el déficit este año al 4,4% del PIB. Para lograrlo, Moody's considera necesarias más medidas de austeridad que 'devuelvan a las finanzas públicas españolas a una senda de sostenibilidad'.

Este doctor, que tanto se ha equivocado con la medicina, con el diagnóstico y con las consecuencias, reconoce que lo que propone tiene unos efectos secundarios de alto riesgo. 'Cumplir con tal ajuste fiscal masivo en un contexto de ralentización del crecimiento económico supone el riesgo de agravar la negativa perspectiva económica', señaló la agencia. 'Ahora prevemos una contracción del PIB de entre el 0,5% y el 1% en 2012, comparado con un crecimiento positivo del 0,7% en 2011', augura.

La agencia de calificación cree que el ajuste hará caer un 1% el PIB

A Moody's le gusta lo rápido que se están tomando medidas desde que el Gobierno de Mariano Rajoy tomó las riendas. Pero, además de pedir más madera, no se las cree todas. En concreto duda del anuncio de que se recaudarán 8.000 millones adicionales a través de la lucha contra el fraude fiscal, unos ingresos que, según Moody's, resultan 'notablemente difíciles de estimar y recuperar'. Por otro lado, la agencia considera 'positivas' las indicaciones del Gobierno que apuntan hacia un mayor control del Ejecutivo central sobre los presupuestos a nivel regional, que a su juicio requieren una 'reforma urgente'.

Si se piden recortes, el Gobierno no hace sino anunciarlos. El ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro, concretó que el Gobierno prevé suprimir 450 organismos públicos, fundaciones y empresas y que este recorte se llevará a cabo en 'pocos meses'.

El recorte es un 42,8% superior a la suma de los de 2010 y 2011

En declaraciones a la cadena Cope recogidas por Ep, Montoro indicó que el Ejecutivo ya está trabajando en ello y que la próxima semana se reunirá el Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF), donde el Gobierno presentará a las comunidades un plan de 'adelgazamiento' del sector público empresarial porque hay demasiada 'ineficiencia'.

'Estamos hablando del cierre de unas 450 unidades en pocos meses, y a partir de ahí se producirá un ahorro importante', subrayó Montoro, quien aseguró que no se van a recortar los salarios de los funcionarios, más allá de la congelación del sueldo para 2012 y el aumento de horas de trabajo a la función pública.

El titular de Hacienda defendió la subida del IRPF y del IBI llevada a cabo por el Gobierno, aseguró que se trata de un 'mal menor', teniendo en cuenta que el déficit en 2011 será dos puntos superior a la previsión, y garantizó que al final de la legislatura todos los contribuyentes, incluidos los que ahora verán incrementada su presión fiscal, pagarán menos impuestos que al cierre de la anterior.

La fecha cuadra con las intenciones del Ejecutivo de mantener la subida de impuestos dos años.