Público
Público

Moody's rebaja la calificación de 9 bancos portugueses y 12 británicos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La agencia de calificación Moody's ha amargado la mañana a los bancos de Portugal y Reino Unido tras decidir una rebaja en la calificación de sus deudas y activos. Concretamente, la agencia ha rebajado la nota de nueve instituciones financieras portuguesas, mientras que en Reino Unido han sido 12 los bancos y sociedades financieras británicos, según informa Bloomberg.  

Sobre Portugal, la agencia asegura que la razón para rebajar la nota de sus bancos es 'el deterioro de su fortaleza financiera carente de apoyo'. Moody's ha rebajado entre uno y dos niveles la calificación de la deuda y los depósitos de nueve bancos, todos con perspectiva negativa excepto el Banco Portugues de Negocios.

Los bancos afectados son Caixa Geral de Depositos, Banco Comercial Portugues, Banco Espirito Santo, Banco BPI, Banco Santander Totta, Caixa Economica Montepio Geral, Banco Internacional do Funchal, Banco Portugues de Negocios y el Grupo Financiero Espirito Santo. 

Moody's asegura que espera un mayor deterioro de los activos de los bancos domésticos debido a un debilitamiento del crecimiento económico. La agencia dice que si los planes de recapitalización de los bancos portugueses fueran exitosos, ayudarían a restaurar la confianza en su sistema financiero. 'Sin embargo, Moody's cree que esos planes tienen riesgos significantes de implementación', afirma en un comunicado.

Doce son las instituciones financieras británicas a las que Moody's ha rebajado la nota entre las que están Lloys TSB Bank, Santander UK, Co-Operative Bank, rebajados un nivel; RBS, Nationwide Building Society, dos niveles; y Clydesdale Bank, al que se le ha confirmado la calificación de A2 con perspectiva negativa.

'Moody's cree que el Gobierno seguirá proporcionando alguna ayuda a las instituciones financieras de importancia sistémica', dijo la agencia en un comunicado. 'Sin embargo, es más probable que permita el fracaso de instituciones más pequeñas si entran en dificultades. Las rebajas no reflejan un deterioro de la fortaleza financiera del sistema bancario ni del Gobierno'.