Público
Público

Los Mossos blindarán Las Ramblas

Los manifestantes anti-Bolonia se manifestará por LaRambla a pesar de no tener autorización

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La intención de los estudiantes contrarios al Proceso de Bolonia no ha cambiado: 'Bajaremos por La Rambla', repetían el miércoles infatigables. Y, sin embargo, por la tarde, los Mossos enviaron un comunicado en el que dejaban claro que no habían recibido ninguna notificación de los estudiantes informando de la protesta y que no les dejarían pasar por La Rambla ni llegar a la plaza Sant Jaume 'por razones de seguridad'.

Además, los Mossos advertían del riesgo de que en la manifestación acudieran grupos radicales 'con el objetivo de llegar a un enfrentamiento directo con las fuerzas del orden público'.

Antes de ayer, el Sindicato de Estudiantes de los Países Catalanes (SEPC) anunció, en rueda de prensa, su intención de que la marcha saliera de la plaza Universitat, a las ocho de la tarde, para llegar a la plaza Sant Jaume, pasando por La Rambla, punto caliente donde, en varias ocasiones, ya han habido forcejeos entre los estudiantes y los agentes.

El lema de la marcha de este jueves será 'Bolonia se aplica a golpes de porra' , en alusión a las cargas policiales que efectuaron el miércoles pasado los Mossos d'Esquadra y a la criminalización de la que dicen ser víctimas los estudiantes.

'Iremos a la manifestación con las manos levantadas y llevaremos libros', explicó ayer la portavoz de la Coordinadora de Asambleas de Estudiantes (CAE). Este gesto manifiestamente pacifista contrasta con los piquetes que durante todo el día de ayer bloquearon la entrada a los alumnos de la Universidad de Geografía e Historia de la Universitat de Barcelona (UB) en protesta por la aplicación de Bolonia y con la intención de recrear, hasta el viernes, 'una universidad alternativa', donde se informa a la gente de qué es Bolonia o el por qué de las protestas.

Durante la noche del martes, una cincuentena de estudiantes se encerraron en la Facultad de Geografía e Historia y una treintena en la de Derecho de la UB. También hubo encierros en la Facultad de Ciencias de la Educación de la Universitat Autònoma de Barcelona (UAB).

El rector de la UB, Dídac Ramírez, salió al paso diciendo que no recurriría a los Mossos si las protestas no impedían que se impartieron clases. En la Facultad de Geografía e Historia no sucedió así. Pablo Molano, miembro de la CAE, justificaba la medida: 'Hubo una asamblea en la cual se decidió que habría bloqueo total'.

Por otro lado, un centenar de estudiantes de la UAB, después de que Tomàs Sayes, el alumno que lleva desde el 23 de febrero en huelga de hambre, fuese hospitalizado, se dirigieron al rectorado y, en un forcejeo con los guardas de seguridad privada, rompieron una puerta de cristal. Además, según la UAB, un grupo de alumnos izaron tres muñecos, a modo de ahorcados, con los nombres del conseller de Universidades, Josep Huguet, la rectora de la UAB, Anna Ripoll, y del vicerrector de Organización, Santiago Guerrero.

El conflicto entre las autoridades universitarias y los estudiantes anti-Bolonia parece enquistado. 'Pedimos la dimisión del rector. No hablamos con cabestros caídos', afirmó ayer Molano.

Pero la controversia no sólo está encallada en Barcelona. En Zaragoza, una veintena de estudiantes de la Asamblea en Contra de la Privatización de la Universidad ocuparon el Rectorado del campus de la Plaza San Francisco de la Universidad de Zaragoza. Y en Alicante, al grito 'solidaridad con Barcelona' un centenar de estudiantes bloquearon el acceso al rectorado de la Universidad de Alicante.