Público
Público

Mourinho muestra un folio con errores arbitrales y ataca a Valdano

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

José Mourinho, técnico del Real Madrid, llegó a la rueda de prensa tras el partido disputado frente al Sevilla con un folio que le prepararon en el club con lo que interpretaron como "trece errores arbitrales" de Clos Gómez durante el encuentro, y pidió una reunión inmediata con Florentino Pérez, cansado de ser él quien se lleva las sanciones por dar la cara representando a la entidad.

"Me dan una lista con trece errores graves", comenzó Mourinho en la rueda de prensa sacando un folio. "Me preguntaron si me cansaba la presión, y no me cansa porque no me siento presionado en hacer las cosas que me gustan, como es entrenar y jugar. De lo que estoy un poco cansado es que me den una lista de errores graves del árbitro y quieren que sea yo el que ataque al árbitro y defienda a mi equipo".

"Tiene que ser defendido porque lo merece hoy y muchas veces más. Si yo cojo esto y voy para adelante la historia es siempre la misma, suspensión a Mourinho. Tenemos un club, un organigrama y quiero que la gente defienda a mi equipo, no solo yo. Lo que ha pasado hoy no merece ni un comentario. Tengo un equipo de otro mundo, con un carácter de otro mundo. Con bajas importantes han conseguido lo que parecía imposible. Es una pena jugar el miércoles porque hoy se merecían irse de vacaciones", añadió.

En esta ocasión Mourinho no nombró a Jorge Valdano, director general, como lo ha hecho en tres ocasiones anteriores, ni a Miguel Pardeza, director deportivo, pero sus mensajes fueron claros, pidiendo una reunión con el presidente.

"Obviamente tengo que pedir una reunión urgente con el presidente, que es mi superior, el número uno, con el que puedo hablar directamente porque nos llevamos muy bien, tenemos una relación cercana y hablamos todas las semanas", dijo.

"Ha llegado el momento de tener una conversación abierta. Tras seis meses me encuentro en condiciones de comentar mi vida como técnico del Real Madrid. Tenemos derecho a tener diferencia de opinión en cosas. Quiero defender a mi equipo pero si cojo este folio y voy error tras error, el próximo partido no estoy en el banquillo. Lo fácil es esconderse detrás de un entrenador", agregó.

Aunque aclaró Mourinho que la situación puede arreglarse porque en el fondo existe buena relación con la gente del club. "Tengo muy buena relación personal con toda la gente del club. Podemos tener opiniones diversas y filosofías diferentes, se pueden solucionar cuando las relaciones personales son buenas".

Y se deshizo en elogios hacia sus jugadores, tras el triunfo sufrido ante el Sevilla (1-0). "Tengo un equipo fantástico, tanto titulares como suplentes. Como ha jugado Ramos que estaba muerto, Arbeloa, como ha salido Albiol, Pepe. Es una gran mentira de un profesional que quiera ganar seis millones de euros".

"Me quedo con mis jugadores. Seis meses de mucho trabajo y dedicación, con un resultado históricamente negativo (5-0 del Camp Nou), que es nuestro, pero seis meses de calidad de juego, sacrificio, entrega y grandísimos resultados. Es un orgullo enorme ser el entrenador de estos jugadores", dijo.

Aunque para Mourinho el partido fue "demasiado feo" como para analizarlo, acabó haciendo una lectura positiva refiriéndose al Barcelona.

"Deben sentir una grandísima frustración quien quería que hoy estuviéramos a cuatro o cinco puntos. Este partido nos da mucha fuerza. Si puede llamarse partido porque yo si soy espectador no pago ni un euro por verlo y en casa lo cambio y me pongo un partido del campeonato de Vietnam. Estaba todo para perder dos puntos y no los hemos perdido", manifestó.

Por último, fue crítico con la afición del Santiago Bernabéu que no llega a dar el calor que pide. "Quiero más del público pero no tengo derecho a pedir nada. Llenan siempre el campo. Son modos diferentes de estar en un estadio de fútbol, culturas diferentes. La gente no es tonta y entiende que este equipo da todo".