Público
Público

Mueren tres militares al estrellarse dos cazas en Albacete

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Tres militares murieron el martes en el accidente de dos cazas Mirage-F1 que realizaban un vuelo de instrucción habitual en el sur de Albacete, informó el martes un portavoz del Ministerio de Defensa.

Los dos aviones, uno con doble mando, pertenecían al Ala 14 de la base aérea de Los Llanos, en Albacete.

Los fallecidos son el capitán Jerónimo José Carbonell Rodríguez, de 29 años y natural de Murcia, el capitán Fernando Negrete Usón, de 33 años y natural de Zaragoza, y el teniente Roberto Carlos Álvarez Cubillas, alumno del curso de pilotos de Mirage F-1, que tenía 29 años y era natural de León, según los datos proporcionados por Defensa.

El capitán Carbonell pilotaba uno de los aviones siniestrados, y el capitán Negrete y el teniente Álvarez viajaban en el otro aparato, que era de doble mando.

Los cazas perdieron contacto por radio a las 10.15 de la mañana mientras realizaban un vuelo de entrenamiento. Entonces se activó el protocolo de búsqueda y salvamento del Ejército del Aire y la Guardia Civil, informó posteriormente Defensa en un comunicado.

Tras perderse el contacto por radar, minutos después se localizaron los restos de los aparatos siniestrados en dos fincas entre las localidades de El Bonillo y Ossa de Montiel (Albacete), separados por una distancia aproximada de unos tres kilómetros uno de otro, y los cadáveres de los tres pilotos.

Miembros de la Comisión Técnica de Investigación de Accidentes de Aeronaves Militares (CITAAM) acudieron a la zona para analizar los restos de los dos aparatos e intentar determinar las causas del siniestro.

El portavoz de Defensa no pudo determinar las causas del accidente, aunque algunos medios apuntaban al mal tiempo.

La ministra de Defensa, Carme Chacón, sobrevoló el lugar del accidente y posteriormente se dirigió a la base aérea, donde y trasladó sus condolencias a los familiares.