Público
Público

Mugabe afirma que Zimbabue tendrá nuevo gobierno hacia finales de esta semana

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El presidente de Zimbabue, Robert Mugabe, dijo hoy que el país tendrá un gobierno de unidad nacional hacia finales de esta semana, después de que se llegue a un acuerdo con la oposición acerca de la distribución de cargos en el Gabinete.

"Discutimos la distribución de las carteras antes de mi partida (la semana pasada hacia Nueva York) y sólo quedan por resolver cuatro ministerios. No hay ningún estancamiento (de las conversaciones) y formaremos un Gobierno antes del fin de semana", dijo Mugabe a su regreso de una reunión de la Asamblea General de la ONU.

Mugabe y el líder de la facción principal del opositor Movimiento para el Cambio Democrático (MDC), Morgan Tsvangirai, firmaron el 15 de septiembre un acuerdo para formar un gobierno de unidad que, se confía, permitirá sacar al país de la profunda crisis política y económica en que se encuentra desde principios de siglo.

El acuerdo, por el que Mugabe sigue de presidente y Tsvangirai se convierte en primer ministro, lo firmó, asimismo, el líder del sector minoritario del MDC, Arthur Mutambara, que será uno de los dos viceprimer ministros del país, el otro surgirá de las filas de la gubernamental Unión Nacional Africana de Zimbabue-Frente Patriótico (ZANU-PF).

El pacto, si finalmente entra en vigor, pondrá fin a casi tres décadas de monopolio en el poder de Mugabe, aunque no lo ceñirá a un cargo simbólico, como pretendía Tsvangirai, quien deberá compartir las funciones ejecutivas con su rival.

El nuevo Gobierno, en el que Mugabe retiene la jefatura del Gabinete y de las Fuerzas Armadas, tendrá a Tsvangirai como presidente de un Consejo de Ministros, cuya tarea será supervisar al Gabinete.

El gabinete tendrá 31 carteras, de las cuales 15 serán para la ZANU-PF, 13 para la facción del MDC, que encabeza Tsvangirai, y 3 para la minoritaria de Mutambara.

El actual estancamiento de las negociaciones se debe a que Mugabe reclama para la ZANU-PF los principales ministerios, incluidos algunos que no le corresponden según el acuerdo para formar un Gobierno de unidad nacional.

Mugabe exige para su partido los ministerios de Economía, Exteriores e Interior - siendo este último el que controla la Policía-, que según el acuerdo deben corresponder al MDC, que insiste en que la distribución de cargos debe conducir a un gabinete "equilibrado".

La presencia de Tsvangirai en el gobierno de unidad nacional es vista como el factor clave que convencerá a Occidente a proveer el respaldo financiero que permita revivir la colapsada economía de Zimbabue.

La comunidad internacional ha advertido, no obstante, de que proveerá su asistencia sólo si Tsvangirai comparte realmente el poder en el nuevo Gobierno.

La Unión Europea, que junto con EEUU y otros países, ha aplicado sanciones personales contra Mugabe, los miembros de su gobierno y sus familiares, debido a la falta de democracia y el abuso de los derechos humanos en Zimbabue, ha puntualizado que sólo reconsiderará retirar las sanciones una vez que el acuerdo para compartir el poder entre la ZANU-PF y el MDC entre en vigor.

Mugabe, por su parte, ha dejado claro que, pese al acuerdo logrado con Tsvangirai, no dejará de denunciar a los países occidentales, especialmente el Reino Unido y Estados Unidos, a los que acusa de respaldar a la oposición zimbabuense para obligarlo a abandonar el poder.

Durante su alocución ante la Asamblea General de la ONU, el pasado jueves, Mugabe acusó a las potencias occidentales de perpetrar "genocidio" en varias regiones del mundo, especialmente en Irak, y pidió que levanten las "sanciones ilegales que han aplicado a Zimbabue".