Público
Público

Mugabe avisa a la oposición que Zimbabue "no está en venta" antes de volver a negociar

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El presidente de Zimbabue, Robert Mugabe, advirtió hoy a la oposición que el país "no está en venta", antes de volver a la mesa negociaciones, donde ha anunciado que en esta misma jornada continuarán las conversaciones para formar un Gobierno de unidad nacional para afrontar la grave crisis política y económica.

En un discurso con motivo del Día de los Héroes, que hoy se celebra en Zimbaue, Mugabe, que ha tratado de identificar a la oposición y en especial a su líder, Morgan Tsvangirai con intereses del Reino Unido, la antigua potencia colonial, recalcó en su intervención que el país "nunca volverá a ser una colonia".

Sin embargo, no llamó a la oposición, como acostumbra, "marioneta" de los intereses británicos, a los que acusa de querer quedarse con los recursos de Zimbabue.

Pidió, en este caso, al Reino Unido y "sus aliados, que levanten las sanciones para darnos el espacio que nos permita decidir nuestro futuro como pueblo soberano", en referencia a las impuestas por la Unión Europea (UE) y Estados Unidos a personas y empresas de su entorno.

La advertencia de Mugabe se produce horas después de finalizar una maratoniana reunión de 14 horas con Tsvangirai y el también líder opositor Arthur Mutambara, en la que estuvo presente como mediador el presidente sudafricano, Thabo Mbeki, y en la que se esperaba un acuerdo para formar un Gobierno de Unidad.

Tras varios encuentros individuales de Mbeki con los dirigentes zimbabuenses, la reunión conjunta se inició al mediodía del domingo (10.00 GMT) y finalizó cerca de las dos de la madrugada del lunes, sin que las partes llegaran a un acuerdo sobre el reparto del poder, según dijeron a Efe fuentes próximas a los negociadores.

Estas fuentes apuntaron a que el tema que impidió el acuerdo fue el papel que desempeñarían en la nueva estructura del poder Ejecutivo el presidente Mugabe y Tsvuangirai.

El primero de salir de la reunión esta madrugada fue Mugabe, quien dijo que "no hemos concluido", pero aseguró que "espero que podamos acabar mañana (hoy)" y admitió que había "temas engorrosos" en la negociación.

Tsvangirai y Mutambara, que mantuvieron el secretismo que ha caracterizado a estas conversaciones, declinaron hacer declaraciones, aunque indicaron que la negociación entre los líderes zimbabuenses, que sus partidos iniciaron hace casi tres semanas en Pretoria, continuaría hoy en Harare.

La presencia de Mbeki en Harare apuntaba a un posible acuerdo para formar un Ejecutivo de unidad entre la gubernamental Unión Nacional Africana de Zimbabue-Frente Patriótico (ZANU-PF), de Mugabe, y las dos facciones del opositor Movimiento para el Cambio Democrático (MDC), la mayoritaria de Tsvangirai y la minoritaria de Mutambara.

El pasado miércoles, el diario sudafricano "The Star" publicó un supuesto borrador del acuerdo al que habrían llegado el ZANU-PF y el MDC, por el que Mugabe ocuparía el cargo de Presidente Honorario y Tsvangirai sería el primer ministro con poderes ejecutivos.

Sin embargo, durante este domingo la televisión privada sudafricana e-News apuntó desde Harare que podría arbitrarse un sistema en el que Mugabe y Tsvangirai compartiesen el poder ejecutivo, "parecido al francés".

Las conversaciones entre la ZANU-PF y el MDC comenzaron merced al memorando de entendimiento que firmaron en Harare el pasado 21 de julio para negociar un Gabinete de unidad, después de que la comunidad internacional rechazara el resultado de las elecciones del pasado 27 de junio en que Mugabe fue reelegido.

Mugabe fue derrotado por Tsvangirai en la primera vuelta de las presidenciales, celebrada el 29 de marzo, pero éste no obtuvo el 50 por ciento de votos necesarios para alcanzar la Jefatura del Estado en esa ronda.

Tsvangirai se retiró en la segunda vuelta debido a los ataques contra sus seguidores por parte de milicias leales a Mugabe, quien en junio obtuvo más del 80 por ciento de los votos.