Publicado: 26.12.2013 11:12 |Actualizado: 26.12.2013 11:12

El mundo al revés: detenidos por robar a narcotraficantes haciéndose pasar por constructores y policías

Una vez que concertaban la cita para cerrar el negocio, los falsos empresarios se identificaban como policías y empleando gran violencia, robaban el dinero a los traficantes

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Parece el mundo al revés, pero no. La Guardia Civil ha desarticulado una organización que se dedicaba a robar dinero con violencia a narcotraficantes, a los que engañaban haciéndose pasar por constructores que querían blanquear dinero y después por policías.

En total, cuatro personas han sido detenidas y una más imputada en la denominada operación Cigala Blanca, desarrollada en Madrid. A los detenidos se les imputa los supuestos delitos de robos con violencia e intimidación.

Las investigaciones se iniciaron el pasado año cuando la Guardia Civil tuvo conocimiento de la existencia de un grupo organizado que estaba blanqueando grandes cantidades de dinero procedente del tráfico dedrogas en España.

Para el blanqueo, la red cambiaba los billetes de menor valor (10, 20 y 50 euros) obtenidos por la venta de la droga, por billetes de 200 y 500 euros, con el fin de reducir el volumen de los billetes para su posterior traslado a Sudamérica.

En el transcurso de la investigación, los agentes comprobaron la existencia en Madrid de varias personas que, haciéndose pasar por empresarios de la construcción, ofrecían sus servicios para facilitar billetes de 500 y 200 euros a los traficantes de drogas y así ellos poder blanquear dinero.

Los supuestos empresarios concretaban día, hora y lugar para realizar la transacción. Una vez que los narcotraficantes acudían a la cita, los falsos empresarios se identificaban como agentes de policía y portando armas de fuego, spray corrosivo y empleando gran violencia, les robaban el dinero que habían llevado para canjear por los billetes de alto valor.

Durante la investigación, la Guardia Civil tuvo conocimiento a través de varias denuncias que otras personas relacionadas con el narcotráfico habían sido víctimas de robos con violencia y con la misma forma de actuar.

De las gestiones practicadas y datos obtenidos, la Guardia Civil procedió en Madrid a la detención de los autores de los robos y a la imputación como cómplice de otra persona. Asimismo, la Autoridad Judicial ha dictado una Orden Europea de Detención y Entrega contra uno de los miembros de la organización que se dio a la fuga.