Público
Público

Nadal, Bolt y Phelps, estrellas del deporte en 2008

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Por John Mehaffey

Rafael Nadal en el tenis, Usain Bolt en la pista y Michael Phelps en el agua fueron las estrellas de este año olímpico 2008, en el que la mujer más destacada fue Yelena Isinbayeva.

Nadal coronó un impresionante año de España, que logró el primer título importante en fútbol en 44 años, la Eurocopa, con Fernando Torres marcando el único gol de la final contra Alemania en Viena y Xavi Hernández nombrado mejor jugador del torneo.

Carlos Sastre ganó el Tour de Francia y Alberto Contador se llevó el Giro de Italia y la Vuelta a España, aunque faltó la guinda del oro en los Juegos de Pekín. No fue así en tenis, ya que Nadal se coronó campeón olímpico y además España ganó la Copa Davis al derrotar a Argentina a pesar de la ausencia del lesionado Nadal.

El mallorquín ha tenido un año impresionante, que comenzó llegando por primera vez a las semifinales del Abierto de Australia. En Roland Garros volvió a batir al todavía número uno, Roger Federer, con una facilidad casi insultante, y ambos repitieron final poco después en Wimbledon, esta vez con mucha más emoción pero con el mismo resultado.

El juego de este tenista zurdo ha demostrado una gran mejora sobre hierba, logrando el segundo triunfo de un español en Londres, y le ha convertido en el nuevo número uno del mundo.

COMPETICIÓN DE MEDALLAS

El jamaicano Usain Bolt y el estadounidense Michael Phelps compiten por ser las estrellas de los Juegos. El primero apabulló en las pruebas de velocidad en atletismo. El segundo logró el récord de medallas en unos Juegos: ocho, una más que el anterior récord de su compatriota Mark Spitz.

El alto y lánguido Bolt añadió a última hora la prueba de los 100 a los 200, en la que es especialista. Las dos carreras en el espectacular Nido de Pájaro fueron increíbles. En los 100 marcó el récord del mundo con 9,69 segundos, tres décimas menos que el récord que él mismo había marcado unos meses antes, en la quinta vez que corría profesionalmente la distancia.

Las imágenes de Bolt mirando a izquierda y derecha en los últimos metros y corriendo con un cordón desatado asombraron al mundo.

En los 200 también batió el récord mundial con 19,30 segundos. El anterior plusmarquista, Michael Johnson, mostró su sorpresa en la BBC. "Simplemente increíble. Este tío es Supermán II".

Phelps también fue calificado de Supermán. En 17 carreras en nueve días sumó ocho oros y siete récords del mundo. La séptima medalla, la más polémica, llegó al superar por una centésima de segundo al serbio Milorad Cavic en los 100 metros mariposa.

"No es de este planeta", dijo el nadador británico Simon Burnett. "Es del futuro".

En el panorama femenino, la rusa Isinbayeva batió como se esperaba el récord del mundo de pértiga por segunda vez en sus segundos Juegos. Su agilidad, arte y elasticidad la ayudaron a impulsarse a 5,05 metros, marcando su 24º récord mundial.