Publicado: 03.06.2014 00:01 |Actualizado: 03.06.2014 00:01

Ni Madina, ni Chacón, ni Susana Díaz se atreven a pedir un referéndum sobre la monarquía

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Las personalidades que marcarán el futuro del PSOE seguirán sosteniendo la monarquía y no impulsarán, al menos de momento, ninguna iniciativa que ponga en cuestión a la institución que a pesar de ser la que a más alto nivel representa a los españoles, sigue sin elegirse democráticamente. La noticia sobre la abdicación del rey les llegó ayer a los socialistas en plena crisis interna abierta el 25 de mayo a raíz de la mayor debacle electoral de su historia, y de que un día después, su líder, Alfredo Pérez Rubalcaba, anunciara la convocatoria de un congreso extraordinario para escoger a su sucesor. 

A primera hora, nada más conocer la noticia, muchos socialistas aseguraban respirar aliviados dado que el rey iba a desplazar sus cuestiones internas del foco mediático, después de casi diez días monotemáticos. Pero a medida de que las fuerzas más a su izquierda trataban de situar el centro de atención precisamente en la reacción que la abdicación iba a provocar en el PSOE, comprendieron que lejos de alejarse, la crisis interna podía agravarse aún más por culpa del monarca.

"Esto al partido le viene fatal. A quienes nos critican por esa supuesta gran coalición con el PP les damos argumentos", aseguraba una histórica dirigente del partido, poco después de conocer que la dirección iba a respaldar sin ambages la ley orgánica del Gobierno para poner la alfombra roja al nuevo rey, Felipe de Borbón. Otros dirigentes, algunos miembros de la Ejecutiva, sospechaban incluso que la decisión de Juan Carlos de Borbón ha podido precipitarse por la inminente salida de Rubalcaba del máximo liderazgo de la oposición. Sólo él, apuntan, iba a garantizar el respaldo a este proceso de transición sin cuestionamientos. 

El partido sí mantiene, en todo caso, un debate interno al respecto. Como ayer, en la pasada Conferencia Política de noviembre las Juventudes Socialistas (JSE) e Izquierda Socialista también plantearon incluir en el ideario del partido el cuestionamiento de la monarquía y la necesidad de poner en marcha un referéndum para que los ciudadanos decidan acerca del modelo de Estado. Pero lo único que se introdujo entonces fue una reivindicación de la "tradición política y cultural republicana" del partido. Cuando se dio lectura a las resoluciones del cónclave, y cuando se hizo referencia expresa a la apuesta por la monarquía, se escucharon sonoros abucheos en el plenario. 

Los que van a ser los nuevos líderes del partido no tienen, por el momento, la intención de escuchar a sus jóvenes a pesar de la crisis de credibilidad que padece el partido. A espera de confirmaciones oficiales, tanto el secretario general del Grupo Parlamentario Socialista, Eduardo Madina; como el diputado madrileño Pedro Sánchez; como la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, podrían disputarse la Secretaría General del PSOE en el congreso que finalmente se celebrará los días 26 y 27 de junio en Madrid. Pues bien, ninguno de ellos se atrevió a plantear consultas a la ciudadanía. 

"Yo formo parte de un partido republicano, yo soy republicano y forma parte de nuestro ADN", aseguraba el primero en una entrevista en la Ser, que simplemente se comprometía a reafirmar su compromiso con la Constitución al estar el PSOE "en minoría"cuando al aprobarse la Carta Magna defendió la República. Sánchez, por su parte, también apoyó las tesis oficiales mantenidas por Rubalcaba. Igual que Susana Díaz, que hizo pública una declaración institucional alabando al rey saliente y respaldando a su sucesor. "Se abre para toda España un tiempo nuevo, liderado por una nueva generación, que confiamos y deseamos pueda ser mejor para todos los españoles y españolas", afirmaba. 

A pesar de que ya se ha descolgado del congreso extraordinario, la exministra de Defensa Carme Chacón también está dispuesta a ser clave en el futuro de los socialistas, ya que pretende presentarse a las primarias abiertas que celebrará el partido para elegir al candidato a La Moncloa. Ella también se manifestó en twitter a favor del gesto de Juan Carlos de Borbón, y tampoco se ha atrevido a cuestionar su sucesión. 

Sólo José Antonio Pérez Tapias, miembro de Izquierda Socialista y aspirante a la Secretaría General, se mostró abiertamente a favor de dar la voz a la ciudadanía. "Debe haber proceso constituyente con referéndum sobre monarquía o república", aseguraba en su perfil personal de twitter.


http://www.quoners.es/debate/crees-que-felipe-gonzalez-estaba-preparando-a-los-votantes-del-psoe-para-apoyar-al-pp-en-la-sucesion-dinastica-cuando-hablo-de-la-necesidad-de-una-coalicion-de-gobierno