Público
Público

Ni Ronaldo ni Drogba logran acabar con la escasez de goles

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Ni el jugador de fútbol más costoso del mundo ni uno de sus más prolíficos marcadores pudieron remediar el martes una preocupante escasez de goles en el primer Mundial en Africa.

Tanto el delantero portugués de 94 millones de euros como la máquina de goles costamarfileña erraron disparos cuando sus selecciones empataron sin goles en un partido del Grupo G que se sumó a la falta de goles en Sudáfrica hasta ahora.

Después de 13 partidos, el balón ha acabado en el fondo de las mallas en apenas 20 ocasiones, un promedio de 1,54 por partido, sin contar los del encuentro de Brasil, muy inferior que el promedio de 2,30 de todo el Mundial de Alemania 2006 y cifras más altas en años anteriores.

Cristiano Ronaldo estuvo cerca cuando golpeó el travesaño en Port Elizabeth con un disparo desde fuera del área y Drogba entró como suplente en el segundo tiempo por Costa de Marfil a pesar de un brazo fracturado.

El partido previo produjo sólo dos goles cuando Eslovaquia y Nueva Zelanda empataron 1-1 en un partido del Grupo F.

Ese encuentro en Rustenburgo dio a cada equipo sus primeros puntos en un Mundial mientras las frías temperaturas y la lluvia que caía afectaban la primera edición del torneo en invierno desde 1978, incluso extendiéndose al puerto tropical de Durban.

Sólo Alemania ha mostrado la verdadera categoría de un Mundial hasta ahora con una goleada 4-0 a Australia el domingo que seguramente habrá causado temor en sus principales rivales.

En tanto, espectadores de todo el mundo esperaban con ansias que el pentacampeón Brasil corrigiera la falta de goles el martes en su encuentro del Grupo G contra Corea del Norte, pero los sudamericanos ganaron apenas 2-1 a los asiáticos.

Pero mientras Sudáfrica sigue mostrando orgullo y emoción por ser sede del torneo, hubo trágicas noticias en otros sitios del continente. Residentes de la anárquica Somalia dijeron que militantes islamistas causaron la muerte a dos personas y arrestaron a 35 por violar su estricta prohibición por ver el torneo por televisión.