Público
Público

Nigeria planea en secreto terminar con la odisea griega

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La selección de fútbol de Nigeria tiene a todos los periodistas intentando adivinar sus planes de cara al partido del jueves ante Grecia, entrenando a puerta cerrada en la costa del océano Indico desde que cayó ante Argentina en el debut.

Tanto Nigeria como Grecia necesitan desesperadamente sumar los tres puntos en el encuentro que se disputará en el estadio Free State de Bloemfontein para mantener vivas sus esperanzas de llegar a la segunda ronda, y los pronósticos no favorecen a los griegos.

Nigeria ha estado concentrada en el campo de entrenamiento de Richards Bay, al norte de Durban, fundada como una base del Ejército para su campaña contra los zulús en el siglo XIX.

Los nigerianos tienen que intentar reponerse de su derrota 1-0 del sábado en Johannesburgo ante una intrépida selección argentina, en un partido en el que brilló Lionel Messi.

El portero nigeriano Vincent Enyeama fue el jugador del encuentro gracias a sus excelentes paradas y la fuerte defensa del conjunto nigeriano ayudó a que el resultado no fuera más abultado, sin embargo el ataque tan sólo causó problemas esporádicos a los sudamericanos.

Afortunadamente, el defensa Taye Taiwo se ha recuperado rápidamente tras lesionarse durante el partido y volvió el domingo a los entrenamientos.

El seleccionador de Nigeria, el sueco Lars Lagerback, deberá decidir si mantiene a Chinedu Obasi en el extremo derecho del ataque, tras comenzar muy activo pero desaparecer rápidamente y fue sustituido por el experimentado Peter Odemwingie tras una hora de partido.

Aunque es una habitual potencia dentro del fútbol africano, Nigeria ha combinado experimentados veteranos con la generación más joven de futbolistas. Lagerback fue contratado en febrero tras despedir a Shaibu Amodu, pero sólo ha trabajado con los jugadores a partir de mayo.

Sin embargo, contarán con el apoyo de no sólo de numerosos nigerianos en Sudáfrica, sino de todo un continente que sueña con una victoria africana en el primer Mundial, que se disputa en su territorio.

Las cuatro victorias que Nigeria ha conseguido en anteriores ediciones del torneo han sido contra rivales europeos, incluyendo una victoria por 2-0 ante Grecia en 1994.

SIN ERRORES DE CONCENTRACIÓN

Para los griegos, el hecho de que un equipo construido sobre la base de una sólida defensa bajara la guardia en la derrota por 2-0 ante Corea del Sur en Port Elizabeth es una notable preocupación. El seleccionador Otto Rehhagel advirtió a sus jugadores de que no pueden permitirse otro error de concentración.

"Debemos examinar el último partido muy cuidadosamente y después intentaremos mejorar de una manera sobria y aprendiendo nuestras lecciones", dijo el alemán de 71 años. "Básicamente, caímos en las manos de nuestros rivales desde el minuto siete (cuando Corea del Sur marcó el primer gol)".

Grecia nunca ha conseguido un gol en un Mundial y no hacerlo contra Nigeria les dejaría al borde de la eliminación ya que en su último partido de la primera fase se enfrentarán contra Argentina.

Es probable que Rehhagel haga varios cambios, añadiendo fuerza con los defensas Socratis Papastathopoulos y Sotiris Kyrgiakos, un duro defensa que puede poner en mayores apuros a los poderosos nigerianos.