Público
Público

Los niños diabéticos que miran más TV controlan mal su glucosa

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Por Amy Norton

Un nuevo estudio sugiere quelos niños con diabetes tipo 1 que pasan muchas horas por díafrente al televisor o la computadora no controlaríanadecuadamente el nivel de azúcar en sangre.

Se desconoce la causa de esta relación y los resultados noprueban que el tiempo frente a una pantalla empeore el controlde la diabetes. Pero el estudio halló también que factores comola obesidad, el ejercicio y el ingreso familiar no explicabanla asociación.

En un grupo de 296 niños, adolescentes y adultos jóvenescon diabetes tipo 1, los que pasaban cuatro o más horas por díafrente a la televisión o la computadora tenían niveles dehemoglobina A1C más alto que el resto: un 9,3 frente a un 8,5por ciento.

La hemoglobina A1C es un indicador del control de laglucosa en los últimos meses. Los expertos recomiendan que losadultos mantengan los niveles de A1C por debajo del 7 porciento, mientras que en los niños y los adolescentes el límitees del 8,5 por ciento y disminuye con la edad.

Esto es para reducir el riesgo de sufrir complicacionesdiabéticas, que van desde enfermedad cardíaca hasta renal ovisual.

Se desconoce por qué la cantidad de horas frente a unapantalla estuvo asociada con el control de la glucosa ensangre, comentó el equipo de la doctora Angela Galler, de laUniversidad de Berlín, en Alemania.

Es posible que los niños que pasan más horas frente altelevisor o la computadora coman más golosinas o "snacks".

Las personas con diabetes tipo 1 se inyectan insulina, engeneral cerca de cada comida, para controlar los niveles deazúcar en sangre.

Y aunque comer snacks podría ser una causa, el estudio noprueba que el tiempo frente a una pantalla altere ese control,según opinó el doctor Sanjeev Mehta, del Centro de DiabetesJoslin y de la Escuela de Medicina de Harvard, en Boston.

Una limitación del estudio es que determinó el tiempo deexposición a la televisión o la computadora y el control de laglucosa en un solo momento. Otra, dijo a Reuters Health, es lafalta de información sobre la dieta de los participantes.

"Lo importante para los padres, es que el estilo de vidainfluye y es un factor de riesgo modificable en la vida de sushijos", dijo Mehta, que no participó del estudio.

En la investigación, el nivel de actividad física de losparticipantes no estuvo asociado con el control de la glucosaen sangre.

Mehta explicó que esa relación es compleja, ya que larespuesta del organismo al ejercicio varía ampliamente, segúnla persona y la intensidad del ejercicio. De modo que laactividad física puede o no mejorar el nivel de hemoglobinaA1C.

A pesar de eso, Mehta señaló: "El ejercicio proporcionagrandes beneficios, que alcanzan a la salud cardiovasculargeneral y la calidad de vida de los niños".

FUENTE: Diabetes Care, online 16 de septiembre del 2011