Público
Público

Nissan presenta un ERE de cuatro meses para 3.783 empleados de Barcelona

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La dirección de Nissan ha presentado hoy al comité de empresa un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) temporal que afectará, entre el 1 de abril y el 31 de julio de este año, a 3.783 empleados de las cuatro plantas del grupo en Barcelona, según ha confirmado a Efe un portavoz de la compañía.

La multinacional japonesa ya pactó este nuevo expediente con los sindicatos el pasado mes de febrero, cuando ambas partes firmaron el acuerdo sobre el plan industrial de los centros de Barcelona.

Este ERE se aplicará durante un total de 122 días naturales entre el 1 de abril y el 31 de julio de 2009 y afectará a 3.783 trabajadores de las plantas de la de Zona Franca, Montcada i Reixac, la de recambios de El Prat de Llobregat y la del Puerto de Barcelona.

Los empleados afectados cobrarán el 90 por ciento de su salario bruto, según han indicado a Efe fuentes sindicales.

Nissan está aplicando actualmente en Barcelona un ERE temporal que afecta, de forma rotatoria, a un máximo de 3.500 empleados hasta el próximo 31 de marzo.

Este segundo ERE temporal que plantea ahora el fabricante de automóviles es una de las medidas que acordó aplicar con los sindicatos mientras se busca una salida al excedente de más de 1.400 empleados que, según la compañía, tienen los centros catalanes.

A cambio, la multinacional ha asignado a Barcelona la producción de una nueva furgoneta, la NV200, que empezará a fabricarse a finales de este año, y se ha comprometido a adjudicar otro vehículo en 2012.

Esta nueva carga de trabajo, no obstante, no varía los planes de la compañía, que quiere fijar la plantilla de la empresa en 2.800 empleados, lo que implica un sobrante de unos 1.450 trabajadores.

Para buscar una salida no traumática a este excedente, Nissan ha puesto en marcha un plan de bajas incentivadas, al que de momento sólo se han apuntado un centenar de operarios, y prevé abrir un plan de prejubilaciones para mayores de 55 años.

La dirección de Nissan confía en que con el plan de bajas incentivadas y las prejubilaciones se podrá dar respuesta al excedente de plantilla.

De lo contrario, Nissan no descarta presentar un ERE de extinción de contratos.