Público
Público

"No podemos permanecer ajenos a Google"

El buscador anuncia nueve fabricantes con los que ya está trabajando en el desarrollo de Chrome. Las compañías son cautas a la hora de decantarse solo por el trabajo on-line

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Ordenar Internet gracias a un simple buscador supone un gran mérito, pero no asegura el éxito en nuevos mercados. El lanzamiento de Chrome, el nuevo sistema operativo que anunció ayer Google, implica un órdago a Microsoft pero también un reto para la propia compañía, que va a pasar de lanzar aplicaciones compatibles con todos los sistemas a convertirse en una nueva alternativa.

Chrome será un sistema de código abierto y gratuito, orientado en primer término a los portátiles de bajo coste o netbook. Google anunció ayer que el equipo de Chrome está trabajando con nueve fabricantes para crear los dispositivos adecuados: Acer, Adobe, Asus, Freescale, Hewlett-Packard, Lenovo, Qualcomm, Texas Instruments y Toshiba, 'entre otros', dijo Googlw.

'En esta primera fase de exploración, no podemos permanecer ajeno a los proyectos de Google', detalla el director comercial de Toshiba España, Pablo Romero, que añade que su compañía tiene que estar abierta a este tipo de iniciativas para conocerlas en profundidad. 'Esto no asegura cuál será el sistema de nuestros equipos en el futuro', matiza Romero. Toshiba, en este momento, sólo incluye Windows de serie en sus netbook.

Los fabricantes de ordenadores han encendido sus alarmas para no perder las oportunidades que en teoría supondrá Chrome cuando se produzca su lanzamiento definitivo, en la segunda mitad del año que viene. Por otro lado, insisten en su actual apoyo a Microsoft, que cuenta con una suculenta cuota de mercado del 89% en sistemas operativos. A ello se suma que todos los grandes fabricantes, a excepción de Apple, disponen de una completa gama de netbook, un sector que se ha desvelado como uno de los de mayor crecimiento en los últimos dos años. En 2008 se vendieron 12 millones de netbook, cinco millones de ellos correspondientes a modelos de Acer. El jefe de producto de esta compañía en España, Fermín Santos, detalla cómo este tipo de portátiles representaron un 15% de las ventas en el sector de movilidad el año pasado y cómo este año la tendencia apunta a que se alcanzará el 25%. 'Es probable que su techo se establezca en un 30%', detalla Santos en referencia a sus limitaciones técnicas.

Acer hizo su entrada en el mercado del netbook incluyendo Linux como sistema operativo. Tras una etapa de convivencia, actualmente sólo trabaja con Windows, si bien es uno de los nombres que ha incluido Google en su lista de fabricantes. Acer no pierde la oportunidad de contar con nuevos sistemas. De hecho, la compañía anunció el mes pasado que lanzaría en breve un netbook con el sistema operativo Android, desarrollado inicialmente también por Google. La empresa no se ha pronunciado aun sobre cómo afecta el lanzamiento de Chrome a sus equipos con Android, si bien Google se apresuró a matizar en el anuncio de su sistema operativo que no existe un conflicto entre el desarrollo de Chrome y el de Android.

El fabricante de equipos Medion, que también incorpora Windows en sus netbook, no descarta la incorporación de Chrome en el futuro. 'Es una baza importante', destaca su directora de cuentas, Celia Inacio, que añade que 'al fin y al cabo ,el netbook se creó como un equipo de conexión a Internet'. En el mismo sentido se expresa el jefe de producto de portátiles de Asus, que fue el primer fabricante que se adentró en el mercado del netbook. Marc Font define a Chrome como 'una oportunidad', a la vez que destaca que Asus 'incluye Linux en además de Windows, y con Chrome ocurrirá lo mismo; somos muy flexibles'.

El desarrollo de Chrome augura, según los expertos, el paso definitivo hacia el googleputer, un ordenador que no necesita de demasiada potencia o almacenamiento porque el usuario lo tiene todo en Internet, incluidos sus archivos. En consecuencia, un googleputer no necesita procesadores de 16 núcleos ni discos duros de 160 GB, algo que no es totalmente compartido por los fabricantes.

'No creo que vaya a producirse un regreso a las cajas tontas; supondría reducir las características que parte de los usuarios considera básicas', destaca Antonino Albarrán, director de tecnología de Intel. Albarrán esgrime como argumento la ley de Moore, enunciada por el co-fundador de Intel Gordon Moore en 1965. Según esta teoría, cada 18 meses se duplica el número de transistores que se incluyen en un circuito y, hasta el momento, se ha cumplido.

Los fabricantes insisten en que los netbook son una respuesta a un planteamiento concreto: la necesidad de movilidad a bajo coste, pero también detallan que esa función dista mucho de convertirse en la informática del futuro. 'El mercado español quizás no está maduro para realizar todas sus tareas en Internet, sin la instalación de programas', añade Inacio, que detalla que Medion comenzó lanzando netbook de 80 GB, y en pocos meses dio el salto a 160 GB porque la diferencia de precio era muy pequeña y los usuarios lo demandaban más.

Los analistas auguran que el lanzamiento de Chrome podría contribuir a rebajar el precio de los ordenadores personales. La causalidad existente entre menos prestaciones y menos precio es algo que tampoco comparten todos los fabricantes. Inacio detalla cómo los netbook son la prueba de que el precio de los equipos ya se está reduciendo mientras sus prestaciones se amplían 'sin necesidad de Chrome'.

El mercado español de portátiles y netbook creció un 20% el año pasado según cifras de Intel, si bien el jefe de producto de Asus detalla que seguirá habiendo hueco para todo tipo de sistemas portátiles, también los de prestaciones más avanzadas. 'Aún queda un largo camino hacia el todo on-line. Aunque a cada persona que compra un equipo Eee PC dispone de almacenamiento on-line de Asus, Google puede darle el impulso necesario al trabajo en Internet, que aún debe madurar'.

Google es un gran rival para Microsoft, pero no es un experto en estas lides. Más allá del resultado final de Chrome, Microsoft lanzará una versión adaptada para netbook de Windows 7 en menos de seis meses. Será el primer examen.La mayor parte de los ingresos por la venta de sistemas operativos se produce con equipos nuevos, y Microsoft se ve obligado a lanzar un sistema robusto, ligero y sorprendente. Cada vez hay menos espacio para el error.

No sólo Google ve el futuro de la informática en el trabajo con aplicaciones en Internet. Cuando la compañía de Mountain View lanzó el navegador Chrome, muchos vieron el primer paso hacia su sistema operativo. En Redmond, sede de Microsoft, no se quieren quedar atrás en esta carrera y en febrero anunciaron el desarrollo de Gazelle, un nuevo navegador cuyo núcleo incluye un sistema operativo. Y frente a Google Docs, la compañía presidida por Steve Ballmer planea lanzar Office Web, una versión on-line gratuita de su popular paquete ofimático. Tanto Gazelle como Office Web están en fase de pruebas. El sitio especializado TechCrunch apunta a que Microsoft podría anunciar el lanzamiento de Office Web el lunes.