Publicado: 24.01.2014 16:54 |Actualizado: 24.01.2014 16:54

El nuevo juez dice que sólo tiene sospechas sobre Blesa pero no indicios, y no le quita el pasaporte

Afirma que no hay riesgo de fuga ni de desaparición de pruebas. Blesa esgrime que la compra del City National Bank of Florida fue autorizada por el Banco de España

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El nuevo juez del caso Blesa actúa con pies de plomo, tras lo sucedido con su antecesor en la causa, Elpidio José Silva, a punto de ser suspendido por sus actuaciones en este asunto, entre ellas mandar dos veces a prisión al imputado. El magistrado Juan Antonio Toro no ha accedido este jueves a retirar el pasaporte al exbanquero Miguel Blesa, como solicitó la acusación popular, argumentando que, de momento, sólo tiene sospechas de delito pero no indicios sobre su actuación en la compra del City National Bank of Florida por Caja Madrid en 2008, por más de 1.000 millones de dólares.

En un auto dictado hoy, señala además que para adoptar una medida restrictiva de la libertad de ambulación como la pedida, es necesario que se cumplan los requisitos de riesgo de fuga, desaparición de pruebas e intento de evitar la comparecencia en el Juzgado, "lo que no se produce en este momento procesal", segun insiste.

Otro argumento que usa, de acuerdo con la Fiscalía --que también se ha opuesto a la medida cautelar-- es los tipos de delito que se sospecha que pudo cometer Blesa, como son administración social fraudulenta y abuso de superioridad. "No existe proporcionalidad, ni necesidad, para la adopción de la medida que interesa, y por otro lado no existe urgencia", dice a continuación.

En el presente caso, expone el auto, "se están investigando los delitos antes mencionados, pero sólo existen sospechas, y es necesaria una investigación más amplia para poder tener elementos suficientes, para que las sospechas sean al menos indicios, que por ahora no tenemos, por lo que se deniega la medida de retirada del pasaporte interesada por el Sindicato Colectivo de Funcionarios Públicos Manos Limpias", que ejerce la acusación popular.

La decisión del juez Toro contrasta con las que adoptó en mayo y junio de 2013 su antecesor, Elpidio José Silva, que mandó entonces a Blesa a prisión, primero con fianza de 2,5 millones de euros, y después de forma incondicional. Y está en consonancia con lo decidió más tarde la Audiencia de Madrid, que revocó los autos de prisión al no apreciar el riesgo de fuga o de destrucción de pruebas.

La Fiscalía se querelló más tarde contra Silva por prevaricación y también por dos delitos contra la libertad, estos últimos por los encarcelamientos sucesivos del expresidente de Cajamadrid. Silva, a quien se ha abierto auto de apertura de juicio oral, será previsiblemente apartado cautelarmente de la judicatura la semana próxima por el Consejo General del Poder Judicial.

Durante la declaración de este viernes, el expresidente de Caja Madrid Miguel Blesa ha defendido eque la operación de compra del City National Bank de Florida en 2008 fue transparente, cumplió con los requisitos procedentes y estuvo autorizada por el Banco de España, según informaron a Europa Press fuentes jurídicas.

Así se ha expresado el exbanquero en su vuelta a los Juzgados de Plaza de Castilla para dar explicaciones sobre la adquisición del banco estadounidense en 2008, una causa por la que ingresó en dos ocasiones en prisión por orden del juez Elpidio José Silva. Bankia ha anunciado que se personará como perjudicada en este proceso.

Esta vez ha sido el juez Juan Antonio Toro el encargado de tomar declaración a Blesa, que ha defendido que esta inversión se comunicó al supervisor bancario y contó con la autorización de la Comisión Ejecutiva del Banco de España. Ha precisado que no era necesaria la autorización de la Comunidad de Madrid. Su defensa se ha opuesto a la retirada de pasaporte solicitada por Manos Limpias al ver en esta medida una forma de apoyo al juez Silva, a quien el Tribunal Superior de Justicia de Madrid ha abierto juicio oral por presunta prevaricación en su actuación al frente del 'caso Blesa'.

Toro, que sustituye a Silva en esta investigación, ha argumentado en este mismo sentido la denegación de la retirada del pasaporte para Rafael Sánchez-Lozano, ex director de Desarrollo Internacional e Inversiones Especiales de Caja Madrid. "No se puede por ahora acreditar la intervención en los mismos hechos de Sánchez Lozano", ha alegado.

Sánchez Lozano ha explicado que se trasladó a Miami, analizó otras entidades, pero los datos avalaban al City National Bank. La mano derecha de Blesa, el ex director general financiero y de riesgos, Ildefonso Sánchez Barcoj, ha señalado que no intervino en el negocio ni integró el Consejo de Administración, que le dio luz verde.

Los exmiembros del Comité Financiero Juan Bartolomé, Gonzalo Alcubilla, Fernando Sobrini y Luis Crespo han explicado que no formaron parte del Consejo de Administración ni de la comisión de Inversiones. Tras su breve interrogatorio, es previsible que el juez acuerde excluirles como investigados en este procedimiento.

Pineda, abogado de Ausbanc que actúa en esta causa en representación de Manos Limpias, ha enfatizado que esta compra superaba en un cinco por ciento el valor de los recursos propios de Caja Madrid y conllevaba el control de otra entidad financiera, por lo que era preceptiva la autorización de la Comunidad de Madrid.

Manos Limpias solicitará la toma de declaración en calidad de testigo del exvicepresidente de Caja Madrid Estanislao Rodríguez-Ponga, quien expuso sus dudas en el Consejo de Administración, que finalmente aprobó por unanimidad el grueso de la operación por 927 millones de dólares el 14 de abril de 2008. También quieren que se incorporen a la causa los correos electrónicos corporativos en Caja Madrid de los imputados que no son Blesa.