Público
Público

El número de casos de legionella se eleva a 24 en la Comunidad de Madrid

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Hasta el momento, se han diagnosticado veinticuatro pacientes con legionella en la Comunidad de Madrid, uno más de los que se habían contabilizado hasta ayer.

El consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Javier Fernández-Lasquetty, ha ofrecido estos datos tras visitar la escuela taller de baloncesto del Hospital Universitario Niño Jesús, en la que participan niños y adolescentes ingresados en este centro sanitario en colaboración con la Fundación Real Madrid.

Fernández-Lasquetty ha señalado que de los veinticuatro casos diagnosticados, veinte están ingresados en distintos centros hospitalarios de la Comunidad de Madrid -cinco en la UCI y el resto en planta-.

Uno de los infectados falleció el 19 de octubre en el Hospital Gregorio Marañón, otros dos pacientes fueron dados de alta y el cuarto afectado no requirió hospitalización.

Lasquetty ha lamentado el fallecimiento de este paciente, que era una persona de avanzada edad y que tenía una enfermedad respiratoria, agravada por la legionella.

En el Hospital Gregorio Marañón se encuentran ingresadas seis personas, cuatro en el Hospital Ramón y Cajal, dos en el Hospital de la Princesa, cinco en la Fundación Jiménez Díaz, una en el Hospital de Móstoles, otra en la Fundación Alcorcón y otra en el Hospital de Getafe.

Todos los casos diagnosticados tienen en común que viven o trabajan en los distritos de Retiro y Centro.

Las personas afectadas son diecinueve varones y cinco mujeres, con edades comprendidas entre los 32 y los 92 años, con una media de 63 años de edad.

"Generalmente, se trata de pacientes que tienen asociada alguna enfermedad" previa antes de contagiarse y sufrir la neumonía que produce la legionella, ha explicado el director general de Atención Primaria de la Comunidad de Madrid, Antonio Alemany.

El consejero de Sanidad ha subrayado que la Comunidad de Madrid trabaja en la atención de los pacientes y en la detección cuanto antes del origen del brote de legionella, que comenzó hace una semana.

Por ello, ya se han inspeccionado 109 instalaciones de refrigeración para tratar de detectar el origen del brote, dado que la bacteria suele estar asociada a torres de refrigeración, ha agregado el consejero.

También se está trabajando con los pacientes para reconstruir qué han hecho y por dónde han pasado en la última semana y media con el objetivo de encontrar puntos comunes y dirigirse a esas instalaciones.

Fernández-Lasquetty ha insistido en que la sanidad madrileña está haciendo "el mayor esfuerzo" desde el punto de vista epidemiológico para tratar de determinar lo antes posible dónde puede estar origen de este contagio y en el tratamiento de los pacientes.

Por su parte, Alemany ha precisado que la infección por legionella produce neumonía con fiebre alta o un cuadro más banal, como la fiebre de Pontiac, con fiebre baja y dolor muscular, aunque ambos casos requieren un tratamiento con antibióticos.

En Madrid, ha detallado, el contagio con este tipo de bacteria se produce normalmente y con un umbral de seis casos por semana a lo largo del año. Cuando se supera ese umbral, como en este caso, hay que hacer una vigilancia epidemiológica.

El contagio se produce a través de la aspiración de microgotas donde está contenida la bacteria, pero no se contagia de persona a persona, según el director general de Atención Primaria, quien ha indicado que la bacteria se reproduce en agua estancada con una temperatura a 30 o 40 grados.