Público
Público

Núñez Feijoo anuncia que dimitirá si no gana las elecciones gallegas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El candidato del PP a la Xunta, Alberto Núñez Feijoo, ha anunciado hoy que si no gana las elecciones del 1 de marzo presentará su dimisión como presidente del PP gallego, y ha considerado que no sería "razonable" que su éxito o su fracaso "automáticamente tengan efectos" en el liderazgo de Mariano Rajoy.

Núñez Feijoo ha hecho este anuncio en un desayuno informativo de Nueva Economía Fórum, tras recordar que para gobernar Galicia debe conseguir mayoría absoluta en las urnas porque "no hay otra posibilidad".

"Si no ganase, lógicamente, tendría que presentar mi dimisión", ha sentenciado.

Ha asegurado que comprende que haya "otros políticos" que puedan presidir la Xunta perdiendo las elecciones y ha recalcado que él, "no solamente no podría presidir la Xunta perdiendo, sino que no podría ser presidente del PP de Galicia perdiendo".

Ha insistido en que los "antecedentes" de su partido le "exigen" ganar y se ha mostrado "convencido" de que será así porque las encuestas son "mejores" que las de las últimas autonómicas, cuando el PP quedó a un escaño de la mayoría absoluta.

Preguntado por si un fracaso del PP tendrá consecuencias en el liderazgo del presidente del partido, Mariano Rajoy, Núñez Feijoo ha dicho que no sería "justo" ni "razonable" que fuera así.

Ha reconocido que es un momento "importante y delicado" para el PP y ha dicho que Rajoy tiene el "mayor interés y el mayor afán" en que gane las elecciones.

Ha indicado que si el PSdeG fuera el partido más votado, él apoyaría la investidura de Emilio Pérez Touriño porque "lo lógico es que gobierne sin necesidad de pactar con las fuerzas minoritarias" aunque, en el caso contrario, "sé que él no lo va a hacer".

Núñez Feijoo ha admitido que el voto emigrante puede hacer que la noche electoral haya un presidente y, a las 48 horas, "otro que salga de las sacas" de los votos por correo.

Tras denunciar la utilización del aparato del Estado y del de la Xunta en el exterior de forma partidaria, ha centrado sus reclamaciones en que los emigrantes voten mostrando su documentación, como ocurre en las elecciones municipales.

Ha negado que eso suponga "disminuir los derechos de sufragio de la emigración" y se ha preguntado "qué intereses tiene el PSOE en que no se acredite la personalidad del que vota".

"El PSOE tiene un problema: no quiere transparencia en el voto de la emigración y eso les pasará factura", ha concluido.

Núñez Feijoo ha centrado su intervención en ofrecer un "contrato integral" a la sociedad gallega que asume "como compromiso moral y personal".

"El próximo Gobierno tendrá serios problemas a los que enfrentarse, pero no puede ser que uno sea la división e incapacidad de su propio Gobierno", ha señalado.

En ese sentido, ha denunciado la división política y social que está provocando el bipartito que ha atribuido a la unión de dos fuerzas "minoritarias, históricamente enfrentadas entre sí y con proyectos políticos diferentes", como el PSdeG y el BNG "con el único objetivo de desplazar" al PP.

"El resultado es un auténtico reparto milimétrico del poder, hasta el punto de que ha contado con dos presidentes: el de Galicia y el de Galiza", en alusión a Emilio Pérez Touriño (PSdeG) y Anxo Quintana (BNG).

Su contrato se materializará en diez puntos con la "prioridad irrenunciable" de luchar contra la crisis económica mediante un plan de austeridad de las instituciones públicas de más de cien millones de euros que dedicará "íntegramente" a la creación de empleo.

Ha hecho especial hincapié en la necesidad de renovar la administración, y ha acusado al bipartito de haber incrementado el número de empleados públicos en un 13 por ciento y el número de asesores en un 33 por ciento, "sin apenas transferencias relevantes"

"El Gobierno tiene tres gabinetes realizando encuestas, y sospecho que en este momento, el presidente esté haciendo encuestas diarias con dinero público", ha reprochado a Touriño a quien acusa de haber demostrado "una inusitada tendencia al lujo y a la dilapidación".