Público
Público

Obama designa a un jefe de policía como zar antidrogas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los cárteles de droga de México suponen una clara amenaza para la seguridad nacional de Estados Unidos, dijo el miércoles el vicepresidente Joe Biden mientras el Gobierno de Barack Obama nombraba a un zar antidrogas para liderar la lucha contra el narcotráfico.

Unas 7.000 personas han muerto en un recrudecimiento de la violencia entre cárteles mexicanos desde enero de 2008. Las autoridades estadounidenses temen que la violencia se esté expandiendo al suroeste de Estados Unidos, donde ha habido secuestros y asesinatos vinculados con el tráfico de drogas.

"Violentas organizaciones de tráfico de drogas amenazan tanto a las comunidades estadounidenses como las mexicanas", dijo Biden en una ceremonia para nominar al jefe de policía de Seattle Gil Kerlikowske como el nuevo zar antidrogas del país.

Biden dijo que Kerlikowske, de 36 años, supervisaría una estrategia para mejorar el intercambio de información, aprovechar las nuevas tecnologías y aumentar la prohibición del ingreso de drogas a Estados Unidos y de armas y flujo de dinero a México.

"Es una estrategia que necesitamos (...) para poner la situación bajo control, para proteger a nuestro pueblo, y para lograr la desaparición de los cárteles de droga mexicanos", sostuvo Biden.

Alrededor del 90 por ciento de la cocaína consumida en Estados Unidos llega a través de México, que también es una importante fuente de heroína, metanfetaminas y marihuana en Estados Unidos, de acuerdo a responsables de Seguridad Interna.

En México, el presidente Felipe Calderón dijo que el flujo de drogas a su vecino del norte también se debe en parte a la corrupción de personal estadounidense en la frontera, por lo que, dijo, la cooperación entre ambos países debe mejorar.

Con "acciones que se traduzcan en una reducción eficaz del consumo y, desde luego, del tráfico de drogas en ese país que, bien lo sabemos todos, no se explica sin la corrupción de las autoridades", dijo Calderón en un discurso en Ciudad de México, ante la Cámara de Comercio de Estados Unidos.

ESCALADA DE VIOLENCIA

La cifra de muertos en las guerra de narcos -1.000 sólo en enero de este año- ha aumentado desde que el presidente Calderón, asumió el cargo a finales de 2006 y envió a decenas de miles de soldados a combatir los poderosos cárteles de cocaína del país.

"Con la violencia escalando a lo largo de nuestra frontera suroccidental y demasiado sufrimiento por la enfermedad de la adicción aquí en casa, nunca ha sido más importante tener una estrategia nacional de control de drogas guiada por fuertes principios de seguridad pública y salud pública", dijo el presidente Obama.

De ser confirmado por el Senado, Kerlikowske dirigirá la Oficina de Política Nacional de Control de Drogas, elevada a nivel de gabinete durante el Gobierno del ex presidente George W. Bush. Obama, sin embargo, pretende remover el puesto del gabinete.

Kerlikowske supervisará la estrategia del Gobierno que involucra la prevención, reducción del abuso y la adicción y la interrupción del mercado de drogas ilegales.

/Por Ross Colvin/