Público
Público

Obama planea enviar tropas a la frontera para combatir los narcos

El presidente de EEUU presentará un paquete de medidas para luchar contra los cárteles mexicanos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La violencia del narcotráfico mexicano en territorio estadounidense preocupa de tal forma a Washington, que el propio Barack Obama no descartaría mandar a la Guardia Nacional a la frontera para frenar el desbordamiento de violencia procedente del país vecino. Un informe de Pentágono ha comparado la situación de caos y peligrosidad en México con la de Pakistán.

'Vamos a estudiar si tendría sentido desplegar a la Guardia Nacional y bajo qué circunstancias. Creo que es inaceptable tener a grupos de narcotraficantes cruzando la frontera y matando a ciudadanos', dijo Obama en una entrevista a varios diarios regionales estadounidenses, aunque también aseguró que de momento su intención no era la de 'militarizar la frontera'. Prometió presentar dentro de unos meses un paquete de medidas contra el narcotráfico en la frontera con México.

'Las drogas vienen al norte; estamos enviando dinero y armas al sur (...) y como consecuencia, esos cárteles han ganado un poder extraordinario', aseguró Obama.

Poco después, el portavoz de la Casa Blanca, Robert Gibbs, confirmó que el presidente había recibido 'peticiones específicas' para autorizar el envío de tropas, entre ellas la del gobernador de Texas, Rick Perry, y que las 'revisaría' aunque de momento no había plazo para una decisión.

La lucha contra los narcos mexicanos se ha convertido en una de las prioridades de Obama. Hace unos días, un responsable del Departamento de Seguridad Nacional también barajó la opción de un despliegue militar. La Policía mexicana, desbordada, ha desplegado 700 nuevos policías en Ciudad Juárez que se suman a los 3.200 soldados de las tropas federales que llegaron a principios de este mes.

Unas 7.000 personas han muerto en México a consecuencia de la violencia de los cárteles desde enero de 2008. 'Si eso lo hubiéramos dicho hace unos años, nos hubiesen mirado como si estuviéramos locos', dijo el vicepresidente Joseph Biden al presentar el pasado miércoles al nuevo zar antidroga, Gil Kerlikowske.

Se estima que los cárteles mexicanos operan en unas 230 ciudades al norte del Río Grande donde compran muchas de sus armas. En Phoenix se les ha relacionado con 560 secuestros y varios asesinatos. Atlanta en Georgia se ha convertido en su cuartel general. 'Los mismos tipos que están cortando cabezas en Ciudad Juárez están operando en Atlanta' dijo al diario USA Today, un responsable estadounidense de la lucha antidroga.

Ayuda militar

El Pentágono comparó México con Pakistán, al ser países que podían desmoronarse: 'El Gobierno, los políticos, la estructura judicial están bajo presión de las bandas criminales y los carteles de la droga. Si México se hunde en el caos, EEUU deberá basar su respuesta en función de su seguridad'.

La semana pasada, el comandante en jefe de las Fuerzas Armadas, el almirante Mike Mullen, ofreció a México ayuda en vigilancia e inteligencia, basándose en lo aprendido en Irak y Afganistán.