Público
Público

Obama ve bien encaminado el esfuerzo para el plan de estímulo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, dijo el viernes que espera que el plan de estímulo por 825.000 millones de dólares para reactivar la economía sea aprobado hacia mediados de febrero, instando personalmente a los líderes del Congreso a trabajar duro con ese fin.

"Estamos experimentando una crisis económica sin precedentes con la que tiene que lidiarse rápidamente", dijo a la prensa mientras se reunía con legisladores de ambos partidos en la Casa Blanca.

Con nuevas cifras mostrando que la economía estadounidense se hunde aún más en recesión, Obama está ansioso por conseguir apoyo bipartidista a su plan para sacar al país de su peor recesión desde la Gran Depresión.

Los republicanos han manifestado sus reparos y han acusado a los demócratas, que controlan el Congreso, de no tener en cuenta sus propuestas.

Obtener el apoyo de la oposición republicana será una prueba inicial para la promesa de Obama de lograr consensos y superar las diferencias partidistas que dividieron a Washington durante la presidencia de su antecesor George W. Bush.

"Reconozco que aún hay algunas diferencias en la mesa y entre la administración y miembros del Congreso sobre detalles particulares del plan", dijo Obama.

No obstante, agregó que "parece que estamos bien encaminados" para alcanzar la meta del plan de estímulo "el fin de semana de nuestro Día de los Presidentes".

Estados Unidos celebra el Día de los Presidentes el 16 de febrero.

Obama enfatizó en la necesidad de actuar con urgencia, indicando que sus encuentros diarios con los principales asesores económicos le habían permitido dar seguimiento a las condiciones económicas, "y francamente las noticias no han sido buenas".

"Cada día trae un mayor centro de los problemas, no sólo en términos de pérdidas de empleos sino también en términos de inestabilidades del sistema financiero", dijo.

Los republicanos están molestos por la forma en que el Gobierno planea gastar el dinero del plan de estímulo, señalando que los 550.000 millones de dólares en gasto público presionarían el ya elevado déficit fiscal y que los 275.000 millones en recortes impositivos son insuficientes.

Obama dice que su plan espera crear o salvar entre tres y cuatro millones de empleos en la economía estadounidense, que se encuentra en recesión desde hace un año bajo el peso del desplome inmobiliario y de una restricción crediticia.

Entre los legisladores que participaron en el encuentro en la Casa Blanca estuvieron la presidenta de la Cámara de Representantes Nancy Pelosi, el líder de la mayoría en el Senado Harry Reid, junto con el líder republicano en la Cámara Alta, Mitch McConnell, y su homólogo en la Cámara Baja, John Boehner.

Tras el encuentro, Pelosi dijo a periodistas que piensa que el Congreso cumplirá el plazo de mediados de febrero para enviarle a Obama el plan de estímulo económico, algo en lo que coincidió el republicano McConnell.