Público
Público

Obama y los demócratas del Senado de EEUU aceptan que Burris asuma su escaño

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El presidente electo Barack Obama y los líderes demócratas del Senado de EE.UU. allanaron ayer el camino para que Roland Burris asuma el escaño por Illinois, al que el futuro ocupante de la Casa Blanca renunció tras su victoria electoral de noviembre.

El acuerdo de Obama para que el controvertido legislador llegue a la cámara alta fue dado a conocer por el director de comunicaciones del equipo de transición, Dan Pfeiffer.

El presidente electo, quien asume el cargo el martes de la próxima semana, "espera trabajar con el senador Burris y el resto del Senado de EE.UU. para reconstruir nuestra economía y enfrentar los grandes retos de nuestro tiempo", dijo Pfeiffer en una declaración.

La oposición a Burris surgió cuando fue designado para sustituir a Obama por el gobernador de Illinois Rod Blagojevich, acusado en diciembre pasado de exigir recompensas por el nombramiento.

"Las nuevas credenciales presentadas hoy a favor del señor Burris ahora satisfacen los reglamentos del Senado y validan su nombramiento al escaño vacante por Illinois", dijo la secretaria del Senado, Nancy Erickson.

Burris, un ex fiscal general de Illinois, aplacó a sus detractores, luego de ofrecer un testimonio ante un comité de la legislatura estatal que promovió el juicio político contra el gobernador para destituirlo.

El líder de la mayoría demócrata del Senado, y el "número dos" en ese órgano, Harry Reid y Dick Durbin, indicaron en un comunicado conjunto que, habiendo superado el escollo legal, Burris, de 71 años, fue aceptado por el Senado.

"Hemos hablado con el señor Burris para hacerle saber que es ahora el senador electo de Illinois y, como tal, gozará de todos los derechos y privilegios" que le confiere el cargo, afirmaron los senadores.

Al conocer la decisión de los senadores, Burris dijo en una declaración que se sentía "humildemente honrado".

Con Burris en el Senado, los demócratas habrán abultado su mayoría a 58 escaños, incluyendo a los senadores independientes que suelen votar con los demócratas.