Publicado: 25.09.2014 17:13 |Actualizado: 25.09.2014 17:13

El obispo de Alcalá arremete contra Rajoy por "desleal" y "feminista radical"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El obispo de Alcalá de Henares, Juan Antonio Reig Pla ha arremetido contra Mariano Rajoy por haber retirado definitivamente la contrarreforma de la ley del aborto impulsada por el extitular de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón. Así, ha acusado al presidente del Gobierno de haber actuado con "deslealtad" a sus electores y con "insensatez" y  de haber "faltado a la verdad" al escudarse en que no hay consenso.

En un escrito que publica la web de la diócesis, el obispo de Alcalá ha calificado al PP de "liberal, informado ideológicamente por el feminismo radical y la ideología de género, e infectado como el resto de los partidos políticos y sindicatos mayoritarios, por el lobby LGBT".

"Siervos todos, a su vez, de instituciones internacionales (públicas y privadas) para la promoción de la llamada 'gobernanza global' al servicio del imperialismo transnacional neocapitalista, que ha presionado fuerte para que España no sea ejemplo para Iberoamérica y para Europa de lo que ellos consideran un 'retroceso' inadmisible en materia abortista", ha añadido.

En el documento, titulado Llamar a las cosas por su nombre. Un verdadero reto para los católicos, Reig Pla ha opinado que el PP se suma así al resto de partidos al considerar el aborto "un derecho de la mujer: una diabólica síntesis de individualismo liberal y marxismo".

"Dicho de otra manera, a fecha de hoy -y sin juzgar a las personas-, los partidos políticos mayoritarios se han constituido en verdaderas 'estructuras de pecado'", ha manifestado.

Para el obispo de Alcalá, esta decisión del Gobierno del PP abre a los católicos españoles la posibilidad de un "nuevo inicio" en el que ha planteado "suscitar una respuesta civil organizada y capaz de movilizar las conciencias" y "hacer una llamada a promover iniciativas políticas que hagan suya, integralmente, la Doctrina Social de la Iglesia".

"El camino va a ser largo y difícil, ya sucedió con la abolición de la esclavitud. La maduración de las conciencias no es empresa fácil, pero nuestro horizonte, por la gracia de Dios, es el de la victoria del bien", ha manifestado Reig Pla.