Público
Público

Ocho de cada diez afectados por el ERE de Nissan trabajan en la línea de montaje

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Casi el 80% de los 1.680 puestos de trabajo que Nissan plantea suprimir en sus plantas de Barcelona corresponde a operarios de la línea de montaje, mientras que el resto de afectados, 374, serían empleados de otras áreas, como recursos humanos, recambios, ingeniería o calidad.

Según explica la multinacional nipona en la memoria del Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que ha presentado ante el departamento de Trabajo, el grueso de los trabajadores afectados por este reajuste de plantilla, hasta un total de 1.306, están directamente vinculados a las líneas de producción.

Entre estos empleados se encuentran los dedicados al montaje, pintura, transmisiones, estampación y carrocerías, actividades que se desarrollan tanto en la factoría de Zona Franca como de Montcada y Reixac (Barcelona).

Actualmente son 2.888 los empleados que trabajan en estos ámbitos, por lo que, de aplicarse el ERE, la plantilla dedicada a esta actividad quedaría formada por 1.582 personas.

Nissan también plantea suprimir otros 374 empleos no relacionados con la línea de montaje, de los cuales 244 tienen carácter semidirecto (personal vinculado a la producción, pero no de línea), y 130 indirectos.

En este paquete se incluyen los trabajadores de áreas como control de la producción, calidad, ingeniería de producción y mantenimiento.

En este caso, Nissan quiere reducir su plantilla de trabajadores directos e indirectos de 1.591 a 1.271 empleados.

La compañía japonesa justifica este drástico reajuste laboral, que en total afectaría a 1.680 personas, por el descenso del volumen de actividad, consecuencia directa de la caída de las ventas en el sector del automóvil y, en especial, en el mercado de los todoterrenos y los vehículos comerciales, que son los que se fabrican en Barcelona.

Nissan advierte en la memoria del ERE que la aplicación de este plan es "la única medida válida" para garantizar la continuidad de la actividad en las plantas de Barcelona.