Público
Público

La ONU considera aumentar la fuerza de paz en Congo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Consejo de Seguridad de Naciones Unidas espera votar esta semana una resolución redactada por Francia que aumentaría el número de efectivos de paz de la ONU desplegados en la República Democrática del Congo para ayudar a impedir una nueva guerra, dijeron el lunes diplomáticos.

La resolución fue redactada por la delegación francesa en respuesta a las advertencias de la ONU respecto a que los recientes enfrentamientos en el este de la República Democrática del Congo habían obligado a unas 250.000 personas a emigrar para salvar sus vidas.

Esto desencadenó una nueva catástrofe humanitaria en una región ya devastada por la guerra.

El aumento de la misión de paz de la ONU en Congo -conocida por su acrónimo francés MONUC- se basó en la recomendación de un "incremento" de tropas que hizo el mes pasado el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon.

El borrador de la resolución, obtenido por Reuters, propone que el Consejo apruebe "un incremento temporal de la capacidad militar autorizada para la MONUC de hasta 2.785 efectivos, y de un aumento de la capacidad de su unidad de policía de hasta 300 efectivos".

El incremento llevaría al escuadrón al número máximo permitido de tropas y policías desplegados bajo la MONUC -que ya es la mayor fuerza de paz de la ONU en el mundo-, por encima de los 20.000 efectivos, para cubrir un país que tiene casi el tamaño de Europa Occidental.

La resolución exhorta a la MONUC a usar las tropas extra para proteger a la población civil y a seguir "reglas estrictas de compromiso" sobre el terreno.

El borrador de resolución fue hecho circular en el Consejo de Seguridad mientras rebeldes tutsis congoleños leales al general Laurent Nkunda continúan avanzando hacia el norte y ampliando el territorio bajo su control, pese al compromiso a un cese del fuego y a participar en negociaciones de paz hecho el domingo por Nkunda a un nuevo enviado de la ONU.

La iniciativa de paz del ex presidente nigeriano Olusegun Obasanjo, nombrado enviado especial por el secretario general, busca poner fin a semanas de renovada lucha que han desplazado a 250.000 personas.

Obasanjo también se reunió con el presidente congoleño, Joseph Kabila, y el presidente de Ruanda, Paul Kagame, durante el fin de semana en un esfuerzo para evitar que el conflicto en el este del Congo llegue a repetir lo ocurrido durante una guerra librada en ese país entre 1998 y el 2003, en la que varios millones de personas perdieron la vida.