Público
Público

La ONU intensifica la lucha contra la trata de personas con una gran conferencia

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La ONU intensifica su lucha contra la trata de personas, un delito "invisible" del que pretende concienciar con la primera conferencia internacional contra ese mal, inaugurada hoy en Viena con la participación de más de mil expertos y funcionarios gubernamentales de todo el mundo.

La actriz británica ganadora de un Oscar Emma Thompson y el cantante puertorriqueño Ricky Martin son las caras más conocidas del llamado "Foro de Viena", que durará hasta el viernes próximo.

El anfitrión de la reunión, el italiano Antonio Maria Costa, vicesecretario general de la ONU, aseguró hoy ante los delegados reunidos en la capital austríaca que "para poder luchar contra este monstruo, debemos saber más sobre él".

"La falta de información estadística y de otro tipo nos limita a mirar sobre huellas de una criatura, cuya forma y tamaño sólo podemos adivinar", reconoció el responsable de la Oficina de Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (ONUDD).

Se calcula que unos 2,5 millones de personas son víctimas cada año de este tráfico de seres humanos y sus distintas formas de explotación, sean trabajos forzados o prostitución.

Los expertos calculan que los beneficios generados por las redes clandestinas superan los 31.000 millones de dólares por año, de ellos unos 1.300 millones en América Latina.

Ricky Martin, por su parte, hizo un llamamiento a juntar esfuerzos para combatir esta lacra y agregó que "todos debemos actuar ahora, esto no debe continuar así".

"Quiero que todos los niños del mundo puedan ser niños y no víctimas de la explotación", dijo el cantante caribeño, cuya fundación privada financia desde hace varios años la lucha contra la trata, que afecta a unas 250.000 personas en América Latina.

Y mientras Martin animó a los delegados a ser más activos en la lucha contra este mal, Emma Thompson recibió los aplausos por su estremecedor relato sobre la explotación sexual de una mujer moldava en el Reino Unido.

Thompson es la responsable de una gran instalación llamada "El Viaje", que podrá ser visitada los próximos siete días en una céntrica plaza de Viena.

En siete contenedores industriales se relata la experiencia vivida por una de estas víctimas, desde su inicio en el país de origen hasta su explotación sexual en el país de destino.

Por su parte, la viceministra salvadoreña de Relaciones Exteriores, Margarita Escobar, denunció hoy la creciente plaga de la trata de personas en Latinoamérica y otras partes del mundo.

Escobar declaró a Efe la necesidad de tipificar este delito y adoptar una estrategia común mediante un esfuerzo multidisciplinario, tanto policial como jurídico, para combatir la trata de seres humanos.

Subrayó que El Salvador se ha convertido en país de origen, de tránsito y de destino de la trata de personas, ante todo de mujeres, pero también de muchachos y niños, en operaciones que corren a cargo de redes criminales latinoamericanas.

Steve Chalke, responsable de "Stop the Traffic", una coalición de más de mil organizaciones de 50 países que luchan contra la trata de personas, destacó la responsabilidad de la industria internacional del chocolate.

En Costa de Marfil, líder mundial en la producción de cacao, trabajan unos 12.000 esclavos, traficados desde países vecinos, que reciben unos pocos centavos de dólar por día, aseguró Chalke.

"La verdad es que cuando compramos chocolate, normalmente tenemos sangre entre nuestros dientes", aseguró el británico, quien presentó hoy al Foro una lista con 1,5 millones de firmas de todo el mundo que reclaman intensificar la lucha contra la trata de personas.