Público
Público

La ONU, preparada para un posible éxodo de civiles de los dominios talibanes en Pakistán

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La ONU aseguró hoy estar "preparada" para dar ayuda a las 150.000 personas que podrían huir de la región tribal paquistaní de Waziristán del Sur en caso de que el Ejército lance finalmente una operación en este feudo talibán.

En rueda de prensa en Islamabad, el coordinador de asistencia humanitaria, Martin Mogwanja, explicó que la ONU ha instalado un complejo en el distrito de Bhakkar, en la provincia de Punjab, con puntos de distribución de comida y materiales en zonas cercanas al feudo talibán de Waziristán.

La ONU cifró a finales de julio en 75.000 los civiles de Waziristán del Sur que habían sido realojados en los distritos cercanos de Dera Ismail Khan y Tank, pero Mogwanja dijo hoy que el número total de desplazados podría ascender hasta 150.000, aunque insistió en que se trata sólo de una estimación.

A mediados de junio, las autoridades anunciaron una gran operación sobre Waziristán contra el líder de los talibanes paquistaníes, Baitulá Mehsud, pero desde entonces el Ejército se ha limitado a decir que está en la "fase preparatoria" de la ofensiva.

La supuesta muerte de Mehsud el pasado día 5 en un ataque con misiles de un avión no tripulado de EEUU, que el Gobierno da por "casi segura", ha añadido incertidumbre a la situación.

Varios portavoces talibanes han desmentido la muerte de su líder y aunque las acciones militares estadounidenses contra los insurgentes en esta región continúan, el Ejército paquistaní no ha aclarado si va a proseguir con su anunciada operación contra la red terrorista de Mehsud en caso de que se confirme su fallecimiento.

En su comparecencia ante la prensa, el coordinador de la ONU también explicó que unas 800.000 personas han regresado a sus hogares en el valle de Swat y otros distritos norteños desde que el Gobierno paquistaní dio luz verde el pasado 13 de julio al proceso de retorno tras la operación militar contra la insurgencia talibán.

No obstante, las autoridades estiman que antes de esa fecha ya habían vuelto a sus casas otros 462.000 civiles, lo que eleva a más de 1,2 millones el número total de desplazados realojados, cifra que coincide con los datos que difunde el Ejército.

Según Mogwanja, 1,2 millones de civiles siguen alejados de sus casas en zonas septentrionales del país, 150.000 de ellos en campos habilitados por el Gobierno paquistaní y otros 100.000 en escuelas que están siendo utilizadas con este fin durante el periodo vacacional.

La operación a gran escala lanzada en Swat y demarcaciones vecinas ha causado la muerte de unos 1.700 integristas y 200 soldados, según cálculos militares.

A pesar de haber dado ya por concluido el grueso de la operación, el Ejército aún mantiene un gran contingente de tropas en las zonas afectadas, donde se siguen registrando combates a diario, y hoy dio cuenta del arresto de 46 integristas en Swat.