Público
Público

La oposición en pleno censura unos Presupuestos "que aumentan la desigualdad"

El Congreso aprueba este juves de forma definitiva las cuentas públicas gracias a la mayoría absoluta del PP

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La oposición manifestó este jueves, en el último Pleno del Congreso del año, su rechazo a los Presupuestos de 2013. Todos los grupos parlamentarios, a excepción del PP y UPN, consideran que deprimen el crecimiento y aumentan las desigualdades sociales, tal y como fueron explicando los portavoces. Así que todos votarán en contra de las enmiendas del Senado, con cuyo debate concluye la tramitación parlamentaria de este proyecto.

El socialista Joan Rangel acusó al PP de haber convertido 'el debate de la ley más importante del año en un mero trámite'. El socialista dijo que los conservadores han batido el récord' de no admitir casi enmiendas de la oposición. 'Se han refugiado en su mayoría absoluta para imponer su particular receta, que se llama recortes', acusó.

Tras pronosticar que las cuentas serán 'autoenmendadas más pronto que tarde porque se basan en previsiones irreales', el socialista reprochó al Gobierno de optar por una vía de 'reducción del déficit público a toda cosa y a costa de todos'. 'A una minoría privilegiada se la protege y amnistía, y a la mayoría se la carga de tributos y repagos. Su receta para 2013 es más de lo mismo: sólo reducción del déficit sin dar un impulso a la economía'.L

'Las cuentas están secuestradas por la troika y se basan en la fe de que las reformas funcionen' , dice Alberto Garzón

'Falta equidad y el reparto del esfuerzo es injusto. Su política económica se ceba en los débiles y protege a los fuertes, privatiza los beneficios y socializa las pérdidas. Nosotros vamos a construir una alternativa clara y fuerte para dar respuesta a tanta gente que lo está pasando mal', afirmó Rangel a renglón seguido.

Por su parte, el portavoz económico de la Izquierda Plural (IU-ICV-CHA), Alberto Garzón, señaló que las cuentas están 'secuestradas por la troika y se basan en la fe de que las reformas funcionen' para acabar creando 'empleos de miseria y un empobrecimiento de la sociedad'.

'Buscan cambiar el modelo de crecimiento, lo que conlleva un cambio de modelo de sociedad porque al PP le sobran los derechos laborales, la sanidad pública, la educación pública y todo lo que obstaculice que España se parezca cada vez más a los países que son competitivos sólo por la vía de los bajos salarios', criticó Garzón, advirtiendo de las moviliaciones apuntan a 'un escenario muy peligroso de estallidos sociales'.

Pere Macías (CiU) solicitó al ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, que 'recapacite' y reparta entre las comunidades autónomas el margen de consolidación fiscal que logró con una 'buena gestión' con la UE, cuando se flexibilizó el objetivo. 'El Gobierno español tenía a través de estos Presupuestos la posibilidad de administrar (dicho margen), pero lo que consiguió no lo ha ofrecido a las comunidades autónomas'.

La portavoz de UPyD, Rosa Díez, recalcó que votará nuevamente en contra de 'unos malos presupuestos' que sólo sirven para 'consolidar la crisis, no para combatirla'. Además, ha señalado que son 'tan falsos como las promesas del PP e injustos al recortar partidas como la sanidad o la educación. Asimismo, ha acusado directamente a Montoro de creer que la crisis es como la de tiempos de Aznar y le ha reprochado que crea que 'con aguantar las cosas se van a resolver'.

ERC pide que no se recorte en Sanidad o educación, sino en viajes institucionales o F-1'

También el grupo mixto censuró las cuentas públicas. 'Raquíticas' fue uno de los calificativos que se empleó para definir dichas cuentas.  Joan Baldoví, de Compromis-Equo dijo que el debate 'es una película que ya hemos visto en la que al final ganarán los malos porque las cuentas no van a favor de los buenos'. Por parte de Amaiur, Iker Urbina criticó que se destinen 'grandes partidas a pagar al rey, al ejército y a los banqueros' mientras se lleva 'a la ruina' a los ciudadanos.

Teresa Jordá (ERC) ha pedido que 'no se recorte en sanidad o educación sino en viajes institucionales, en tarjetas de crédito de altos cargos, en trenes que no llevan pasajeros o en F1'

Por su parte, el portavoz del PP, Antonio Gallego, defendió las cuentas argumentando que 'si no hay equilibrio el Estado del bienestar saltaría por los aires', y que sólo con este proyecto se evitará que uno de cada cuatro euros se destinen a pagar la deuda, condicionando así la política económica del Gobierno.