Público
Público

La OTAN enviará 7.000 soldados más a Afganistán

Son 2.000 más de lo previsto. Rasmussen insiste en que las tropas no se irán hasta que termine el conflicto

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La OTAN enviará 7.000 soldados más a Afganistán en lugar de los 5.000 previstos. Lo ha confirmado esta mañana el secretario general de la Alianza, Anders Fogh Rasmussen Aunque no ha detallado de dónde procederán esas contribuciones, ha asegurado que otros aliados y socios estarán en posición de anunciar nuevos refuerzos en 'las próximas semanas y meses'.

Rasmussen ha recordado que con los compromisos aliados y el aumento de tropas anunciado esta semana por Estados Unidos, la misión internacional en Afganistán contará en 2010 con 37.000 efectivos más que este año. El responsable de la operaciones militares en Afganistán, Stanley McChrystal, había solicitado hace meses un refuerzo de 40.000 soldados para aumentar la seguridad en el país.

'Las naciones están respaldando sus palabras con hechos', ha destacado Rasmussen en una rueda de prensa tras reunirse con los ministros de Exteriores de la OTAN y de los países de fuera de la organización que colaboran con los aliados en Afganistán.

A los 43 países hasta ahora presentes en la misión internacional en Afganistán se ha sumado hoy Corea del Sur, que tiene previsto enviar 300 soldados al país, informaron fuentes aliadas.

Los ministros han respaldado hoy la nueva estrategia para Afganistán propuesta por la OTAN, que además del refuerzo militar incluye un incremento de la ayuda al desarrollo y la 'intención' de ceder el control de la seguridad a las fuerzas afganas cuando antes allí donde sea posible, ha explicado Rasmussen.

El secretario general de la Alianza ha querido dejar claro, sin embargo, que 'transición no significa salida' y que no se permitirá que Afganistán 'vuelva a caer en manos de terroristas y extremistas'. Rasmussen ha insistido en que la idea de la OTAN es dar más y más responsabilidad al gobierno de Afganistán, pero siempre con el 'requisito de que las fuerzas de seguridad estén preparadas para afrontar' la situación.

'No será una carrera por salir, será una transición bien coordinada y preparada para dar responsabilidad a los afganos en provincias y distritos en los que las condiciones lo permitan', ha subrayado.