Público
Público

La OTAN, bajo presión de EEUU para mandar tropas a Afganistán

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los aliados de Estados Unidos en la OTAN se verán presionados el jueves para destinar más tropas y financiación para la guerra en Afganistán con los que contribuir al anuncio del presidente Barack Obama de aumentar los soldados estadounidenses en este país.

Los dirigentes europeos han dado la bienvenida a la estrategia afgana de Obama, que incluye el envío de 30.000 soldados estadounidenses más para combatir a la insurgencia talibán, pero no han demostrado la misma rapidez a la hora de comprometerse a aumentar sus efectivos para una campaña militar incierta que ya se prolonga ocho años y que es cada vez más impopular en sus países por el incremento de víctimas mortales.

Los ministros de Asuntos Exteriores de los países de la Alianza tratarán esta cuestión en una reunión jueves y viernes en Bruselas.

El secretario general de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen, dijo el miércoles que esperaba que los aliados aportaran al menos 5.000 soldados más y probablemente incluso algunos miles más, aunque menos de los 10.000 que habían pedido los responsables del Pentágono.

Oficiales de la OTAN dijeron que 1.500 de los 5.000 serían los refuerzos enviados para las elecciones este mismo año. Al mismo tiempo, Holanda y Canadá tienen previsto retirar 2.100 y 2.800 tropas de combate en 2010 y 2011, respectivamente.

Responsables estadounidenses dicen que Washington espera obtener hasta 7.000 soldados más de los aliados para complementar el incremento estadounidense. El jueves, Italia dijo que enviará hasta 1.000.

Un alto cargo estadounidense dijo que su país ha planteado sus propuestas sobre lo que cree que otros países pueden proporcionar, tanto a nivel militar como financiero.

"La decisión de si lo cumplirán depende de ellos", afirmó. "Esperamos que otros aliados estudien cuidadosamente cómo pueden contribuir a este esfuerzo".

"Este es el momento de pensar cómo podemos hacerlo mejor, y quizá más, no el tiempo de ver cómo podemos hacer menos".

ITALIA PLANEA UN AUMENTO

El ministro italiano de Defensa, Ignacio La Russa, declaró en una entrevista publicada el jueves en el Corriere della Sera que Italia enviará a unos 1.000 soldados adicionales a Afganistán, lo que supondría un total de 3.700 soldados italianos .

Reino Unido, segundo contribuyente de tropas, aumentará sus efectivos en 500 hasta unos 10.000. Otros anuncios han sido de Georgia (900 soldados más), Polonia (600) y Eslovaquia (250).

Portugal mantiene el compromiso que hizo este mismo año de enviar 150 soldados de su "fuerza de despliegue rápido" que se unirán a los 100 formadores militares en Afganistán, dijo el ministro de Defensa, Augusto Santos Silva.

Albania dijo que enviará sus primeros 35 soldados de combate, así como 50 formadores y más personal militar que se unirán a los 250 que ya tiene en aquel país.

Pero aparte de eso, la respuesta ha sido cauta. Alemania, el tercer mayor contribuyente con 4.400 soldados, indicó que está dispuesta a hacer más formación policial, pero que no puede comprometer más tropas antes de una revisión de su estrategia que llevará a cabo a principios del año que viene.

Francia, el cuarto mayor contribuyente con 3.750 soldados, dijo el lunes que no tiene previsto enviar más soldados, pero el presidente, Nicolas Sarkozy, respondió al discurso de Obama diciendo que estudiará cómo ayudar en la formación de las tropas afganas.

Sarkozy dijo que revisará su posición tras la reunión de la OTAN y de una conferencia patrocinada por la ONU el 28 de enero en Londres.

El Gobierno español no se ha pronunciado aún sobre si aumentaría los casi 1.000 efectivos que tiene en el país.

El enviado especial de Estados Unidos para Afganistán y Pakistán, Richard Holbrooke, dijo que espera que se mantenga el apoyo holandés. Un diplomático de la Alianza dijo que espera que se pueda convencer a holandeses y canadienses para que mantengan tropas, quizá como formadores militares.