Público
Público

Pakistan vigila con lupa a Google y YouTube por blasfemar

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Las autoridades paquistaníes pusieron el viernes a siete de las páginas de Internet más importantes, incluidas Google y YouTube, bajo vigilancia por contener material considerado ofensivo para los musulmanes, según afirmaron las autoridades.

Además, el Ministerio de Tecnología de la Información también está bloqueando al menos 17 enlaces en YouTube y otras páginas por mostrar "material blasfemo".

"YouTube, Yahoo, Amazon, Bing, MSN, Hotmail y Google serán objeto de seguimiento en relación a los contenidos anti-islámicos", dijo Jurram Mehran, portavoz de la Autoridad de Telecomunicaciones de Pakistán.

Las compañías propietarias de las páginas afectadas son Google, Microsoft, Yahoo y Amazon.com.

Otro alto cargo también dejó claro que el Gobierno no tenía intención de bloquear estas páginas de Internet importantes dado que eran destacadas fuentes educativas.

La decisión de imponer este seguimiento se tomó tres días después de que un tribunal de la ciudad oriental de Bahawalpur ordenara al Gobierno que bloquease YouTube y otras ocho páginas como respuesta a una petición que argumentaba que estaban mostrando material "en contra de los principios fundamentales del Islam".

El próximo juicio del caso está programado para el lunes. Es la segunda vez en un mes que Pakistán impone estas restricciones en Internet.

El pasado mes, las autoridades paquistaníes, en respuesta a una decisión judicial, bloquearon la red social Facebook, YouTube y otras páginas durante casi dos semanas en medio de la ira por un página que animaba a los usuarios a publicar imágenes del profeta Mahoma.

LA BLASFEMIA, UNA CUESTIÓN DELICADA

Cualquier representación del profeta Mahoma va contra el Islam y es una blasfemia para los musulmanes, quienes constituyen la mayoría en Pakistán.

La blasfemia es un tema muy delicado en Pakistán. Cinco personas murieron en las protestas surgidas en 2006 a raíz de la publicación de caricaturas consideradas blasfemas por los musulmanes en los periódicos daneses un año anterior.

Sin embargo, Latif Josa, asesor del primer ministro de la Tecnología de la Información, dijo que el Gobierno ya había estado supervisando algunas páginas en Internet en busca de material que perjudicase la "seguridad de Pakistán y el mandato islámico".

Josa dijo que el Gobierno podría no bloquear los principales motores de búsqueda y páginas en Internet dado que eran importantes fuentes educativas.

"La constitución de Pakistán garantiza el acceso al conocimiento, a la información y a la educación a todos los ciudadanos de Pakistán. Son los derechos fundamentales del pueblo de Pakistán e Internet es una fuente importante de ello", dijo Josa a Reuters.