Público
Público

El paro se estabilizará cerca del 20% en 2010, según el BBVA

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La tasa de paro de la economía española se estabilizará próximamente en torno al 20 por ciento en un contexto en que la economía no verá tasas positivas de crecimiento hasta finales de 2010, dijo el miércoles el BBVA.

"Según el servicio de estudios de BBVA, la destrucción de empleo irá reduciéndose paulatinamente a lo largo de 2010, lo que permitirá que la tasa de desempleo se estabilice en torno al 20 por ciento", dijo José Luis Escrivá, responsable del servicio de estudios del segundo banco español.

Los datos de la Encuesta de la Población Activa del tercer trimestre de este año, elaborado por el Instituto Nacional de Estadística, mostraron una tasa de paro del 17,93 por ciento, la más alta de Europa tras Letonia.

El informe agregó que el PIB de España registrará un retroceso del 3,8 por ciento este año, similar al de la Unión Económica y Monetaria (UEM), y una contracción del 1,0 por ciento en 2010 debido en parte a que la subida del IVA restará medio punto al crecimiento del PIB.

El informe prevé una contracción del PIB en el tercer trimestre del -0,4 por ciento intertrimestral, coincidiendo con la previsión del Banco de España, y una baja del 0,2 por ciento en el último trimestre.

El Gobierno prevé una tasa de contracción este año del 3,6 por ciento y del 0,3 por ciento en 2010, mientras la Comisión Europea la sitúa en el -3,7 por ciento y en el -0,8 por ciento, respectivamente.

En cuanto al desempleo, el Ejecutivo español ha situado la tasa media del paro este año en el 17,9 por ciento.

Pese a que BBVA pronostica una recuperación lenta de la economía española lastrada por el ajuste inmobiliario y por el proceso de desapalancamiento de familias y empresas, indicó que una vez acabada la crisis, España contaría con una tasa de crecimiento potencial del 2,0 por ciento, superior en cinco o seis décimas a la de la UEM.

No obstante, el banco considera que este nivel potencial podría elevarse si España aborda las reformas estructurales en lo relativo a la directiva de servicios y en materia de reforma laboral, entendida básicamente desde un mayor equilibrio entre empleo temporal y fijo y con una mayor flexibilidad en las negociaciones salariales, más sesgadas a la productividad.

"Tenemos una tasa de temporalidad del 25 por ciento, lo que casi duplica la tasa de la zona del euro", apostilló Rafael Domenech, economista jefe de BBVA para Europa y España.

La evolución de la economía española se enmarcará en un escenario europeo, también caracterizado por una lenta reactivación económica y por una política monetaria del Banco Central Europeo que mantendría el precio del dinero al 1,0 por ciento en 2010 a la vista de los riesgos sobre el crecimiento de la zona y la falta de amenazas inflacionarias.

"En este contexto en que no va a haber prácticamente inflación en Europa e incertidumbres de riesgos a la baja en el crecimiento, el tipo de interés se podría mantener en el 1,0 por ciento en 2010", dijo Escrivá.