Público
Público

Los dos paros de pilotos de Iberia afectarán a 23.200 pasajeros

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Las dos jornadas de huelga que llevarán a cabo la próxima semana los pilotos de Iberia afectarán a 23.200 pasajeros, ya que la compañía se ha visto obligada a cancelar más de 200 vuelos entre los días 8 y 11 de enero.

Según fuentes de la compañía, se han cancelado 213 vuelos, de los que 109 corresponden al día 9 de enero -la primera jornada de paro-, y 104 al 11 de enero, la segunda de las convocadas por el sindicato de pilotos Sepla en protesta por la creación de la aerolínea de bajo coste Iberia Express.

Sin embargo, el sindicato eleva la cifra de las cancelaciones a 267, de las que 138 coinciden con la primera jornada de paro y 129, con la segunda.

En opinión del Sepla, "curiosamente", Iberia ha cancelado esta vez más vuelos que en las dos jornadas secundadas por el colectivo los días 18 y 29 de diciembre -con 91 y 118 cancelaciones respectivamente-.

El sindicato estima que ahora hay un 10 % más de vuelos cancelados que en Navidades con los mismos servicios mínimos que entonces y, además, con menor número de vuelos programados para enero.

Según sus cálculos, las cancelaciones para el día 9 de enero alcanzan el 38,9 % de los 355 vuelos programados, y para el 11, el 39,7 % del total de 325 programados.

Hay otras discrepancias más entre la empresa y Sepla, ya que mientras la primera asegura que las fechas de la huelga coinciden con el regreso de las vacaciones de miles de personas, lo que supone una dificultad añadida para ofrecer alternativas aceptables, el sindicato mantiene que los días 9 y 11 de enero han sido elegidos con la intención de afectar lo menos posible.

Sepla ha explicado que el periodo vacacional ya ha terminado y la actividad de la sociedad vuelve a su normalidad, y precisamente esos días comienza la temporada baja de Iberia, con un menor número de vuelos programados, insiste.

Tras el fracaso de la reunión que mantuvieron ayer ambas partes, el sindicato ha propuesta a la empresa celebrar un nuevo encuentro esta tarde, día en el que varios miembros de Sepla disponen de días sindicales, pero hasta ahora no ha recibido contestación de Iberia, que ha propuesto el 10 de enero, es decir día después de la primera jornada de huelga.

Para Sepla, eso demuestra que la empresa "no quiere negociar la suspensión de la huelga", además de que ese mismo día 10 ningún miembro del sindicato tiene asignados "días de garantías sindicales", para poder acudir a la reunión.

Por ello, Sepla seguirá proponiendo otros días para negociar con la empresa, incluso el mismo día de la huelga, según aseguran fuentes sindicales.