Público
Público

El partido de Lobo tendrá la mayoría en el Congreso de Honduras

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Partido Nacional de Honduras, al que pertenece el ganador de las cuestionadas elecciones presidenciales del 29 de noviembre, tendrá la mayoría en el Congreso que se formará el año que viene, según informó la autoridad electoral del país.

Porfirio Lobo, un hacendado de 61 años, tendría así un mayor margen de maniobra para intentar sacar al empobrecido país centroamericano de la crisis política y económica agravada tras el derrocamiento del presidente Manuel Zelaya en junio.

Con un recuento del 89 por ciento de los votos, el Partido Nacional habría obtenido 71 escaños.

El gobernante Partido Liberal, al que pertenecen tanto Zelaya como el líder del Gobierno de facto, Roberto Micheletti, habría ganado 44 escaños, dijo un informe del TSE divulgado el sábado.

Otras tres agrupaciones mayoritarias habrían obtenido los restantes 13 escaños para completar los 128 asientos del Congreso unicameral.

"Al asumir el poder Porfirio Lobo con el número de diputados que está obteniendo tendrá control del Congreso, lo que le permitirá tener mayor capacidad para decidir en las políticas que adopte en la administración", dijo a Reuters el magistrado del TSE Denis Gómez.

Zelaya fue derrocado el 28 de junio cuando se disponía a celebrar una consulta popular que incluía la posibilidad de la reelección presidencial, y fue expulsado del país por militares.

El mandatario, quien se refugió en septiembre en la embajada de Brasil en Tegucigalpa, ha hecho un llamamiento para no reconocer el resultado de las elecciones, al tiempo que exige su restitución incondicional en el poder.

El Congreso rechazó el miércoles en una votación su vuelta al poder.

Lobo busca un diálogo nacional para lograr lo que ha llamado un plan de país, que desea que fuera aprobado por el Congreso actual antes de asumir el poder.

Las elecciones del domingo fueron aprobadas por Estados Unidos, el mayor socio comercial de Honduras, y otros países de la región como Colombia, Perú, Costa Rica y Panamá.

país que encabezó la condena al golpe contra Zelaya -, Dilma Rousseff, dijo que el proceso electoral hondureño "va a tener que ser considerado", pese a que el presidente brasileño, Luiz Inácio Lula da Silva, lo ha calificado de ilegítimo.