Público
Público

Pillada in fraganti tirando un gato vivo a la basura

La gata estuvo 15 horas allí metida y fue hallada por sus dueños a la mañana siguiente. La señora se confiesa en los tabloides

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La exagerada cantidad de cámaras de Circuito de Televisión Cerrado que existen en Reino Unido a veces tienen un sentido más que el mero propósito intimidatorio.

Por ejemplo, en el caso de Lola, una gata de cuatro años que fue tirada a la basura por una mujer que pasaba por la verja de su casa en la localidad de Coventry.

La señora, que fue identificada por el sensacionalista The Sun como Mary Bale, se paró al ver a la gata en la valla. Lola se acercó a ella, le hizo unos arrumacos y sin venir a cuento la señora la agarró por el pescuezo abrió el cubo y la arrojó.

Su dueño la encontró allí a las 15 horas. 'No la echamos de menos. Es una gata que sale por las noches y a veces pasamos bastantes horas sin verla. El domingo por la mañana escuchamos los maullidos y pensé que estaba debajo del coche cuando finalmente me di cuenta de que estaba en el cubo', dijo a la BBC Darryl Mann, su dueño.

'No sé cómo alguien puede hacer algo así a un animal indefenso'Con la tapa cerrada era un poco extraño que Lola hubiera acabado en el contenedor ella sola, así que su dueño repasó la cinta de grabación del sistema de cámaras de seguridad que tiene instalado en su casa.

La sorpresa fue cuando vio a la señora. 'No sé cómo alguien puede hacer algo así a un animal indefenso' dijo Mann. 'Obviamente, tuvimos que repasar unas cuantas horas de vídeo para ver lo que había pasado, pero a las dos horas lo colgamos en Internet'.

El objetivo de Mann era que la gente lo ayudara a encontrara a la señora. La Policía local dijo que la grabación puede servir como prueba de un delito de crueldad contra los animales. Por el momento siguen buscando a la señora del vídeo.

'Estaba jugando con ella y pensé que sería divertido echarla en el cubo' Pero el tabloide se ha adelantado a todo el mundo. Bale dijo que no entendía 'a qué viene tanto alboroto, es solo un gato'.

La mujer dijo también que no sabe qué se le pasó por la cabeza: 'Estaba allí jugando con ella y de pronto pensé que podía ser divertido echarla al cubo. Pensé que sería divertido, nunca creí que se fuera a quedar atrapada' 

'Vamos a ver, está mal lo que hice, pero al final es sólo un gato, no creo que tenga que tener gente odiándome por todo el mundo, sólo por un momento de locura', dijo a The Sun.