Público
Público

El plan de saneamiento de Opel contempla la eliminación de 7.600 empleos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El plan de saneamiento presentado por la dirección del fabricante de automóviles Opel al Gobierno alemán contempla la eliminación de 7.600 empleos, revela hoy el rotativo "Rheinischen Post".

Añade que el plan, cuyos detalles no han sido revelados hasta ahora y que fue elaborado sin consultar con la casa matriz estadounidense General Motors, establece que Opel reducirá sus costes salariales por un montante total de 1.500 millones de euros.

El diario renano subraya que la dirección de Opel ha pedido al ministro alemán de Economía, Karl-Theodor zu Guttenberg, que presente su plan de rescate al secretario del Tesoro estadounidense, Timothy Geithner, durante la visita que realizará a Washington a mediados de este mes.

Mientras un alto funcionario del poderoso sindicato gremial IG-Metall ha advertido que una posible declaración de insolvencia de Opel pondría en peligro 400.000 puestos de trabajo en el sector del automóvil en toda Europa.

En declaraciones al diario "Berliner Zeitung", Armin Schild, jefe de IG-Metall en la región industrial de Fráncfort, subraya que la quiebra de Opel afectaría en igual medida a otros fabricantes europeos y las empresas de suministros del sector.

La consecuencias de una declaración de insolvencia de Opel sería mas caras que las ayudas económicas que la empresa automovilística ha solicitado del Gobierno alemán, afirma Schild.

Finalmente y tras la reunión esta madrugada de los partidos que forman la coalición de Gobierno alemana, el líder parlamentario socialdemócrata, Peter Struck, declaró a la prensa que el Gobierbo germano ayudará en lo posible a mantener los puestos de trabajo en Opel.

"Ha habido consenso en que debemos hacer lo posible para salvar puestos de trabajo", dijo Struck, mientras su homólogo en la CDU, Volker Kauder, comentó que el Gobierno va a intensificar sus conversaciones con la dirección de Opel para desarrollar junto un concepto para el rescate de la empresa automovilística.

"Teneos la impresión de que hay que ayudar algo mas para desarrollar un concepto. Y pensamos hacerlo", dijo Kauder en declaraciones al informativo matinal de la cadena pública alemana de televisión ARD.

Sin embargo subrayó que los planes presentados hasta ahora por la dirección de Opel, en los que solicita 3.300 millones de euros de ayudas oficiales, no son suficientes para hacer una valoración definitiva de la situación, ya que "hay todavía demasiadas cuestiones abiertas".

Pese a todo afirmó que "no vamos a comportarnos como meros observadores y decir 'trabaja', sino que el Gobierno federal apoyará intensamente a la dirección de Opel a la hora de buscar un concepto" para el rescate de la empresa.