Público
Público

La Policía busca a un tailandés en relación con el atentado en Bangkok

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La Policía de Tailandia busca a una persona de la norteña ciudad de Chiang Mai en relación con el atentado bomba que la víspera mató a tres personas e hirió a nueve en un edificio de apartamentos de la provincia de Nonthanburi, pegada al norte de Bangkok.

El individuo que buscan es Samai Wongsuwan, del distrito Hang Kong de Chiang Mai, que alquilaba el apartamento 202 de la segunda planta del edificio Samarn Metta Mansion donde ocurrió el estallido.

La investigación policial baraja que la explosión fue causada por trinitrotolueno o bien material fertilizante en una cantidad de al menos 50 kilogramos de TNT.

Los investigadores examinan la posibilidad de que el apartamento fuera utilizado por almacenar y elaborar bombas.

El estallido causó destrozos en los pisos primero y segundo y en varios vehículos aparcados en el exterior del inmueble, que se encuentra en las cercanías de un mercado, el de Bang Bua Thong.

Ningún grupo armado o facción política ha reclamado la autoría del atentado.

De los nueve heridos, solamente tres personas permanecen hoy internadas en los hospitales Phra Nang Klao y Bangbuathong, las demás recibieron el alta tras ser curadas.

Los hospitalizados son Nitipong Punu, de 7 años, con fractura craneal, en Phra Nang Klao; Veerasuk Anupun, de 38, con una pierna rota, en Phra Nang Klao; y Songkran Bucha, de 28, con dolores en la cadera izquierda, en Bangbuathong.

La explosión sucedió el mismo día en que el Gobierno prorrogó por tres meses el estado de excepción en Bangkok y en tres provincias aledañas en prevención de su cometan atentados.

El estado de excepción, declarado el 7 de abril después de que miles de manifestantes antigubernamentales ocupasen el corazón comercial de Bangkok, permite sacar al ejército a las calles y prohibir las asambleas públicas.

En las últimas semanas, varias personas han resultado heridas y edificios y vehículos dañados en ataques con granadas y atentados explosivos, que ha llevado a las autoridades a reforzar la seguridad, principalmente en Bangkok, con el despliegue de soldados armados en estaciones de metro y centros comerciales.

Tailandia atraviesa una profunda crisis política desde el golpe militar que depuso en 2006 al entonces primer ministro, Thaksin Shinawatra.

Entre marzo y mayo de este año, 91 personas murieron y otras 1.800 resultaron heridas en Bangkok durante las protestas de los "camisas rojas" para presionar al Gobierno a convocar elecciones anticipadas.

Los "camisas rojas" militan en el Frente Unido para la Democracia y contra la Dictadura, grupo dirigido por aliados de Shinawatra, fuera del país desde hace más de dos años y prófugo de la justicia tailandesa.