Público
Público

La Policía egipcia asegura mantener el "máximo autocontrol" en los disturbios

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El ministro egipcio del Interior, Mohamed Ibrahim, aseguró hoy que las fuerzas de seguridad mantienen "máximo autocontrol" para no herir a los manifestantes que se enfrentan a la policía desde hace cuatro días frente a la sede del ministerio.

En una rueda de prensa en El Cairo, apuntó que "ante la insistencia de los manifestantes, el ministerio se limitó a defender su sede", situada en el centro de la capital egipcia.

Ibrahim afirmó que los antidisturbios solo utilizaron bombas de gases lacrimógenos para alejar a los manifestantes, que en varias ocasiones llegaron a estar a menos de 10 metros del edificio en "una tentativa de irrumpir en él y quemarlo".

El titular del Interior lamentó que los participantes en las protestas y los disturbios de El Cairo lanzaron piedras y bengalas contra el edificio.

Asimismo, Ibrahim llamó a los activistas revolucionarios a intervenir para pedir a las personas concentradas ante la sede gubernamental que se retiren a la cercana plaza Tahrir.

"Estamos dispuestos a enfrentar a los que pretenden sabotear el país. Los que tienen reivindicaciones que se dirijan a Tahrir en el marco de la manifestación pacifica", aseveró.

Los choques entre manifestantes, la mayoría jóvenes hinchas del club de fútbol Al Ahly, y policías persisten en las inmediaciones del ministerio, después de que ayer fracasara un intento para lograr una tregua.

En disturbios similares ocurridos en los últimos meses, los manifestantes denunciaron el uso excesivo de la fuerza por parte de la policía.

Según el último recuento del Ministerio de Sanidad, difundido ayer, al menos doce personas han muerto en El Cairo y en Suez desde el inicio de los disturbios la noche del jueves pasado.

Esta nueva ola de violencia en Egipto estalló después de la tragedia del pasado miércoles en el estadio de Port Said (noreste), cuando más de 70 personas murieron en una salvaje batalla entre seguidores del cairota Al Ahly y del equipo local, Al Masry.