Público
Público

La policía iraní se niega a disparar a manifestantes, dice Web

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Un sitio en Internet opositor dijo que las fuerzas de la policía se han negado a acatar las órdenes de disparar contra los manifestantes reformistas en el país durante los enfrentamientos que han tenido lugar el domingo en el centro de Teherán, donde poco antes se informó que cuatro manifestantes habían caído muertos.

"Las fuerzas de la Policía se están negando a acatar las órdenes de sus mandos de disparar contra los manifestantes en el centro de Teherán...algunos de ellos están intentando disparar al aire cuando son presionados por sus mandos", dijo la página web Jaras.

Los medios internacionales tienen prohibido cubrir directamente las protestas de la oposición desde la disputada elección presidencial iraní en junio.

Jaras dijo previamente que se escucharon disparos en una zona del centro de Teherán a poca distancia desde donde se informó que habían muerto cuatro personas.

"Se escucharon disparos en la plaza Enqelab también. Los manifestantes cantan 'muerte al dictador'", informó.

El mismo sitio de Internet había dicho anteriormente que las fuerzas de seguridad lanzaron gas lacrimógeno para dispersar a los partidarios de la oposición en el centro de Teherán.

Dijo que los manifestantes incendiaron una motocicleta en el centro de Teherán. Una columna de humo negro se podía ver sobre el centro de la ciudad, agregó, mientras la policía bloqueaba las calles en el área y los enfrentamientos se intensificaban.

Los enfrentamientos ponen de relieve el aumento de la tensión en la República Islámica seis meses después de que una disputada elección presidencial lanzó al país productor de petróleo al caos y expuso divisiones dentro del sistema político y clerical.

Una testigo dijo a Reuters que había una numerosa presencia de fuerzas de seguridad y partidarios de la oposición en el centro de Teherán, una ciudad de unos 12 millones de personas.

"La policía evitó que los grupos de manifestantes se unieran", declaró.

Otro testigo dijo que miles de iraníes partidarios del Gobierno también se estaban reuniendo en el centro de Teherán.

Las autoridades han advertido a la oposición reformista que no aproveche un ritual religioso chií de dos días de luto el 26 y 27 de diciembre para revivir las protestas contra el sistema clerical, seis meses después de las disputadas elecciones de junio.

Helicópteros de la policía sobrevolaban Teherán.

Jaras dijo anteriormente que cientos de policías antidisturbios fueron desplegados en el centro de Teherán para evitar las manifestaciones planificadas por partidarios de la oposición durante Ashura, cuando los chiíes conmemoran la muerte en batalla del nieto del profeta Mahoma en el Siglo VII.