Público
Público

El Polisario pide al Gobierno español que deje de dar la espalda al pueblo saharaui

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El delegado del Frente Polisario en España, Bucharaya Beyun, ha pedido hoy al Gobierno que deje de dar la espalda al pueblo saharaui con su apoyo al plan de autonomía de Marruecos para la antigua colonia española y que desempeñe un papel "más activo" en la resolución del conflicto.

Bucharaya, en una entrevista con EFE, ha trasladado este mensaje al Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero en víspera de la Reunión de Alto Nivel (RAN) con Marruecos, que tendrá lugar en Madrid entre mañana y el martes.

El representante del Polisario ha asegurado que lejos de la esperanza suscitada por la llegada de Zapatero al poder en 2004, su actitud ha causado una "desilusión grandísima" para los saharauis por su inclinación a las tesis marroquíes.

A su juicio, España debería liderar la búsqueda de una solución, "cosa que no ha hecho hasta ahora", y no consentir que Marruecos mantenga bloqueadas las negociaciones desde marzo de este año mientras que no se acepte como condición su propuesta de autonomía.

"Ante esto, España no dice nada y con su silencio sepulcral, está dando oxígeno a Marruecos para seguir con su política de ocupación, de represión y de obstaculizar los acuerdos de la ONU", ha dicho.

Bucharaya ha criticado que el Gobierno haya desistido de apoyar el referéndum pactado en 1991 como cauce para la resolución del conflicto y se limite a defender de palabra, y no con hechos, el principio de autodeterminación que reivindica el Polisario.

La última RAN, celebrada en Rabat en marzo de 2007, concluyó con un texto en el que España veía con buenos ojos el plan marroquí como base para "generar una nueva dinámica de diálogo" y avanzar hacia una salida que respete el derecho saharaui a decidir su futuro.

Bucharaya también ha reprochado a Zapatero que no haga más por convencer al reino alauí a que acceda a que el estadounidense Christopher Ross sea el nuevo enviado de la ONU para la zona, después de la renuncia del holandés Peter Van Walsum el pasado mes de septiembre.

España "sigue siendo responsable" de la descolonización inclonclusa abierta en 1975, pero "no dice ni hace nada", en contra de la opinión pública española, ha sentenciado Bucharaya.

Ha asegurado que su organización sigue dispuesta a negociar, aunque sea con "un puñal en el cuello" por las condiciones que impone Marruecos.

El enfriamiento en la relación entre el Ejecutivo y el Polisario se evidencia -según Bucharaya- en que "hace tiempo que no hay ningún contacto" y en que el PSOE también es reticente al diálogo.

"No entendemos este comportamiento", ha lamentado Bucharaya, que relevó a Brahim Ghali como delegado saharaui en España el pasado mes de febrero.

A su entender, el Gobierno está obligado a tener buena amistad con el reino alauí, pero "no en detrimento" de la antigua colonia.