Publicado: 31.01.2014 10:48 |Actualizado: 31.01.2014 10:48

Popular vuelve a los beneficios tras las pérdidas récord de 2012

El presidente del banco, Ángel Ron, cree que se ha iniciado la recuperación económica, pero añade que el entorno seguirá siendo duro

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Banco Popular anunció el viernes que cerró 2013 con un beneficio atribuible de 325,3 millones de euros frente a unas pérdidas récord de 2.461 millones de euros en 2012 por plusvalías (en el cuarto trimestre de ese año se anotó unos números rojos de 2.712 millones por las elevadas provisiones necesarias para sanear activos tóxicos en su balance), aunque los datos de rentabilidad siguieron mostrando un deterioro. La cifra de beneficio superó las previsiones de los analistas, que habían proyectado un resultado de 261 millones de euros y en datos estanco el resultado, con un beneficio entre octubre y diciembre de 98 millones de euros, también superó las previsiones de analistas.

Sin embargo, el margen de intereses mostró un descenso en el año del 10% a 2.447 millones de euros en un entorno de bajos tipos de interés, frente a previsiones de 2.487 millones de euros. En el último trimestre, el margen de intereses alcanzó los 590,9 millones de euros, frente al margen registrado en el tercer trimestre (604 millones) y por debajo de las previsiones de los analistas de 605 millones.

El banco terminó 2013 con una mora del 14,27% frente una tasa de impagos del 11,84% a septiembre y con un ratio de core capital fully loaded en términos de Basilea III del 10,2%.

El presidente de la entidad, Ángel Ron, ha afirmado, en la rueda de prensa de presentación de los resultados, que la crisis económica ha dejado paso a la recuperación, pero ha advertido de que el entorno sigue siendo "duro" para la banca debido al bajo crecimiento de la actividad y a los bajos tipos de interés. Ron ha destacado que los principales problemas de 2014 serán el paro y el proceso de desapalacamiento, que seguirá un ritmo menor que en 2013, aunque las condiciones financieras hayan mejorado "significativamente a lo largo del año".

El directivo ha señalado que 2013 ha sido un año "peor" de lo que se prevía en un principio y ha terminado con un paro que ronda el 26% y una caída del PIB próxima al 1,2%, algo que ha tenido un "impacto relevante" en la actividad de los bancos, dado que ha habido una menor demanda de crédito y más morosidad. A su juicio, el entorno actual es complejo y las economías de la zona euro se pueden ver afectadas, por lo que ha instado a "ser prudentes". Tras apuntar que espera que en 2014 la mora alcance su techo, ha pedido a las autoridades que la normativa que está por llegar sea "estable, clara, homogénea y segura".

Ron, que se ha mostrado convencido de que la banca española superará con éxito los nuevos test de estrés del BCE porque se encuentra en una posición de "fortaleza", ha insistido en que en 2014 los márgenes seguirán presionados, la actividad bancaria será "débil" y los tipos de interés permanecerán bajos, por lo que continuará siendo un ejercicio "difícil". También ha dicho que, a la vista de las previsiones, la vuelta a la normalidad se aplaza un año. "2014 será un año de estabilización que para el Popular será de mejora", ha apuntado.