Público
Público

Con Porsche Volkswagen da un paso para convertirse en el primero del mundo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Volkswagen da un paso para convertirse en el mayor productor automovilístico del mundo y superar a la japonesa Toyota con la adquisición de Porsche en un proceso que concluirá en 2011.

Volkswagen quiere llevar a cabo una ampliación de capital de 4.000 millones de euros para financiar la adquisición de Porsche y mantener su liquidez.

Así lo dijo hoy el director Financiero de Volkswagen, Hans Dieter Pötsch, en una rueda de prensa en Wolfsburg para presentar los detalles del proceso de creación de un nuevo consorcio automovilístico en el que Porsche será integrada como décima marca de VW.

El consejero delegado de Volkswagen, Martin Winterkorn, dijo que el nombre del nuevo consorcio integrado por Volkswagen y Porsche todavía es una cuestión abierta.

Volkswagen y Porsche acordaron ayer la creación de un consorcio automovilístico integrado bajo la dirección de VW.

La sede del nuevo consorcio estará en Wolfsburg, ciudad donde está también la de Volkswagen actualmente.

Pötsch explicó que Volkswagen va a llevar a cabo una ampliación de capital de 4.000 millones de euros (5.680 millones de dólares) con la emisión de nuevas acciones preferentes en la primera mitad de 2010, que deberá ser aprobada por los accionistas en una junta extraordinaria a finales de este año.

Esta emisión permitirá a VW mantener su liquidez y al Estado de Baja Sajonia su participación del 20 por ciento.

Gracias a la conocida como ley Volkswagen, Baja Sajonia conservará su minoría de bloqueo en decisiones importantes y dos representantes en el consejo de supervisión.

Las acciones de Volkswagen reaccionaron a la baja y caían hoy a mediodía el 6,1 por ciento, hasta 212,1 euros, mientras que las de Porsche subían con fuerza el 11,3 por ciento, hasta 49,6 euros.

Pötsch pronosticó que Volkswagen podrá ahorrar hasta 3.000 millones de euros con la adquisición de Porsche. Este ahorro tendrá un efecto positivo de 700 millones de euros anuales en el beneficio operativo del mayor productor automovilístico de Europa.

En un primer paso Volkswagen va a comprar una participación en Porsche AG del 42 por ciento por 3.300 millones de euros (4.686 millones de dólares).

VW también compra a las familias Porsche y Piëch el concesionario de Porsche en Salzburgo. Con los ingresos de esta venta, Porsche llevará a cabo una ampliación de capital para mejorar su situación financiera.

VW insistió en que el acuerdo ha sido negociado entre Volkswagen, Porsche, las familias Porsche Piëch, así como los representantes de los trabajadores de las empresas.

El presidente del comité de empresa de Volkswagen, Bernd Osterloh, dijo que los trabajadores de VW tendrán una participación de entre el 1 y el 5 por ciento en la nueva empresa conjunta con Porsche, que seguirá siendo una sociedad independiente con sede en Zuffenhausen (suroeste).

El consorcio integrado tendrá un volumen de ventas de anual de 6,4 millones de vehículos, y más de 400.000 empleados, según cifras de VW.

Además, el Emirato de Qatar se hará como inversor financiero con una participación del 17 por ciento en Volkswagen y no podrá superar el 20 por ciento que tiene el estado de Bajo Sajonia.

La operación de adquisición valora el conjunto de Porsche Holding SE en 12.400 millones de euros (17.608 millones de dólares).

Porsche destituyó a finales de julio a su consejero delegado, Wendelin Wiedeking, por el fracaso del intento de hacerse con el control de Volkswagen, operación por la que el productor de deportivos tuvo que endeudarse fuertemente y que generó una fuerte lucha de poder con Ferdinand Piëch, propietario de Porsche y presidente del consejo de supervisión de VW.

La integración en Volkswagen permitirá al productor de deportivos reducir una deuda que todavía no ha dejado claro a cuánto asciende pero que los expertos cifran en unos 14.000 millones de euros.

La crisis financiera y económica y errores estratégicos al no lograr el apoyo del estado de Baja Sajonia truncaron los planes de Wiedeking.

Porsche Automobil Holding SE agrupa las actividades operativas de Porsche (Porsche AG) como una filial y la participación de casi el 51 por ciento en VW.

Por tanto, las familias Porsche y Piëch, propietarias de Porsche, siguen siendo los grandes accionistas de Volkswagen.

Con la creación de un consorcio automovilístico integrado, que fabrique vehículos pequeños, de gama alta, deportivos y camiones, se cumple el sueño de Piëch.

Arantxa Iñiguez