Público
Público

Los porteros sufren una semana terrorífica en el Mundial

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Errores garrafales, problemas con el balón, una extraña tarjeta roja e incluso afirmaciones de que algunas novias distraen, son sólo algunos de los hechos que han marcado una primera semana terrorífica para los porteros en el Mundial de fútbol.

Cualquier error en la última línea siempre resalta más que cualquier otro, pero no se puede negar que en lo que va de Mundial los porteros han tenido una actuación más que irregular.

El inglés Robert Green fue el primero en destacar negativamente, cuando permitió que un débil remate de Clint Dempsey se colara en su meta, regalando el empate a Estados Unidos.

Por otro lado, el portero argelino Fawzi Chaouch también permitió a Robert Koren anotar con un suave disparo el gol con el que Eslovenia venció a su equipo en el otro partido del Grupo C.

Ambos porteros se quedaron en el banquillo en el partido que enfrentó el viernes a sus selecciones.

Las esperanzas de Paraguay de conseguir un sorprendente triunfo ante Italia se vieron truncadas cuando el portero Justo Villar salió mal a un centro, permitiendo a Daniele De Rossi empatar, resultado con el que finalizó el partido.

Mientras, el experimentado portero australiano Mark Schwarzer falló de manera similar al llegar tarde a un centro cabeceado por Miroslav Klose, que marcó el segundo gol del triunfo por 4-0 de Alemania.

El error del guardameta griego Alexandros Tzorvas también permitió a Nigeria abrir el marcador en su segundo partido del Grupo B.

Pero minutos más tarde, Vincent Enyeama, portero y figura de los africanos ante Argentina, devolvió el favor a su colega griego, al permitir el gol de Vassilis Torosidis que le dio la victoria a Grecia por 2-1.

ES CULPA DEL BALÓN

"Creo que uno de los problemas de los porteros es el balón. Algunas veces el rebote es más alto de lo normal", dijo el técnico inglés Fabio Capello.

El técnico mexicano Javier Aguirre coincidió en que el nuevo esférico, el Jabulani, es el culpable. "No es una excusa, pero ciertamente los arqueros están sufriendo muchísimo", agregó.

El portugués Eduardo, que apenas tuvo que intervenir en el partido de Portugal ante Costa de Marfil, dijo: "El balón es muy difícil, pero siempre he dicho que lo importante es prepararse para ello. Estamos entrenando más y siendo más exigentes con nosotros mismos para que no provoque más problemas".

Mientras, Iker Casillas difícilmente puede culpar al balón de la derrota por 1-0 de España ante Suiza.

Casillas podría decir que su concentración se vio afectada tras haber tenido pocas intervenciones hasta el gol de los helvéticos, pero algunos aficionados españoles tienen una explicación diferente.

Aunque las esposas y novias de los jugadores españoles se han mantenido alejadas de la concentración, la glamurosa pareja de Casillas, la reportera de televisión Sara Carbonero -votada por una revista como la reportera más sexy del mundo-, se encontraba merodeando el terreno de juego durante todo el partido.

La prensa británica también ha sugerido que la reciente ruptura de Green con su novia habría sido una de las causas que influyeron en la concentración del portero en el inicio del torneo, lo que lo llevó a cometer el error en el partido ante los estadounidenses.

El portero sudafricano Itumeleng Khune fue expulsado tras cometer una falta dentro del área a Luis Suárez en la derrota por 3-0 del equipo anfitrión ante Uruguay. Khune es el segundo portero en ser expulsado en un Mundial, después del italiano Gianluca Pagliuca en 1994.

Pagliuca pudo volver a jugar en el torneo, en el que Italia llegó a la final, lo que no ocurriría con Khune en una Sudáfrica virtualmente eliminada.

Por otro lado, el italiano Gianluigi Buffon, uno de los mejores guardametas del mundo, podría quedarse fuera del Mundial tras sufrir una pequeña hernia discal, una lesión con una recuperación muy incierta.