Público
Público

Portland tiene el arma de Pepu

Rudy Fernández y Sergio Rodríguez forjan un dúo de quilates en los Blazers

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

'Espectacular. Yo siempre les quiero ver jugar juntos'. Pepu Hernández sabe de lo que habla. Fue uno de los primeros que descifró el ingente potencial de hacer coincidir a Rudy Fernández y Sergio Rodríguez en pista. Escolta y base formaban la segunda unidad de la selección española en el Mundial de Japón. Salían a pista en los minutos finales del primer cuarto para exponer todo el baloncesto electrizante y espectacular que llevan dentro.

La cofradía ha vuelto a encontrarse en la NBA con las mismas sensaciones. 'Es un entendimiento muy especial. Saben cómo darse apoyo el uno al otro', confirma el ex seleccionador. Portland perdía por dos en Miami al final del tercer cuarto. Nate McMillan, al fin, echó mano de la pareja española para cambiar el rumbo del partido y llevarse la victoria.

A la primera posesión, Sergio asiste a Rudy para un triple; a la tercera, alley oop de la Spanish Armada. Los beneficios ofensivos son inmediatos, aunque Pepu también apunta a buenos dividendos defensivos: 'Tienen cualidades para anticiparse a la línea de pase. Son muy rápidos de manos y piernas. Su defensa va a permitir robos de balón y canastas fáciles'.

Rudy logró 25 puntos ante los Heat. Consiguió canastas en momentos decisivos y este fue su resumen del partido: 'Sergio ha estado sensacional'. Pepu sabe que el canario necesita mimos y ahí está su compañero para levantarle los ánimos.

La fortaleza de Sergio

Fue una noche curativa para Rodríguez. Estuvo en pista casi todo el último cuarto. En total, 19 minutos en los que consiguió 5 puntos y 5 asistencias. No jugaba tanto tiempo desde el mes de enero. 'En ocasiones, nos intercambiamos mensajes y jamás me ha dado la sensación de que se rinde. Demuestra que sabe sobreponerse a los malos momentos', confiesa Pepu a Público.

'Sus talentos les harán sumar como individualidades y eso será beneficioso para la plantilla'

Resulta complejo salir a pista y tener el ojo censor del técnico pendiente del primer fallo para devolverlo al banquillo. 'Es muy difícil. Quieres hacer mucho y no te da tiempo. Hay que ir poco a poco. Empezar por trabajar bien en defensa y no cometer errores graves. No digo con esto que Sergio sea conservador porque entonces perdería la seña de identidad de su juego', matiza el ex entrenador de Estudiantes.

Las estadísticas ratifican la especial comunión entre los dos españoles. Un análisis de los quintetos en pista más usados por el entrenador de Portland confirma las apariencias. Con Rodríguez, Fernández, Outlaw y Aldridge y Frye, los Blazers promedian 1.37 puntos por posesión, la segunda media más alta de entre todas las fórmulas. Con este mismo cinco, los rivales anotan menos de un punto por posesión (0.93). Una de las mejores defensas de la plantilla.

Más datos. Los parciales siempre son favorables a los Blazers en el tiempo en que Sergio y Rudy comparten alineación. Con la fórmula Rodríguez, Fernández, Outlaw, Aldridge y Frye, Portland ha ganado por +15 a sus rivales. La formación Rodríguez, Fernández, Batum, Outlaw y Frye ha sacado 5 puntos al contrario. Para situar las cifras, el quinteto titular sólo llega a +11.

Si buenos son los resultados parciales, mejores resultan aún los porcentajes de tiro. Rodríguez, Fernández, Outlaw, Aldridge y Frye promedian el 63% de acierto cuando coinciden en pista. No hay quinteto de los Blazers que tire tan bien a canasta como este. El cinco inicial, sin ninguno de los españoles, se queda en el 56%.

Los porcentajes del rival también pasan factura con la presencia de la pareja en cancha. Hasta el 43,5% baja el acierto del contrario con uno de los quintetos en los que participan Sergio y Rudy.

El impacto de Rudy

'El otro día conversaba con una persona que vio en directo uno de los partidos de Rudy y me comentó que daba la sensación de que en cualquier momento se puede ir a 20 ó 25 por partido', recuerda Pepu. Dos semanas lleva sólo en la NBA y ya parecen dos años.

'Deben evitar que el resto del equipo les vea como una parejaque va a su aire'

La capacidad de adaptación del escolta es impactante. Da igual el lugar del planeta en el que se plante a jugar al baloncesto que lo hará como si fuera su casa de toda la vida. 'Nunca sabes qué va a hacer. Lo más importante es que lo hace y lo hace bien', reconoce su compañero Greg Oden.

Y es que estos Blazers de Oden van camino de convertirse en los Blazers de Rudy. Al nivel que ha mostrado en estas primeras semanas, sería claro candidato a Novato del Año y Mejor Sexto Hombre de la competición. Todo en ocho partidos en la NBA. 'Es que tiene una experiencia extraordinaria. El DKV, la selección. No digo que ya sea un jugador maduro, pero en relación con los novatos estadounidenses tiene un conocimiento del juego mucho mayor', apunta su ex técnico en la selección. Nadie sabe dónde está el tope del escolta mallorquín. Y todo esto sin ser titular.