Público
Público

El PP no consigue reprobar a Moratinos por la cúpula de Barceló

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El PP se quedó sólo el martes en su petición de reprobación del ministro de Asuntos Exteriores y Cooperación, Miguel Ángel Moratinos, por el uso del Fondo de Ayuda al Desarrollo (FAD) para la remodelación de la Sala XX de Naciones Unidas en Ginebra.

La nueva cúpula de esta sede fue encargada al artista español Miquel Barceló y el Gobierno participó en su financiación con 500.000 euros, cantidad que los populares consideran, además de excesiva, injustificable desde el punto de vista de "ayuda al desarrollo".

"La pregunta es: ¿Cuántas cosas se podrían haber hecho con esos 500.000 euros? Algunas se hicieron, pero se dejaron de hacer otras como salud, educación o ayuda al desarrollo", planteó Gonzalo Robles, diputado del Partido Popular.

Desde el PSOE, la diputada Elena Valenciano señaló que esta aportación económica es "perfectamente adecuada" al capítulo de contribuciones a organismos multilaterales del presupuesto del ministerio y, por lo tanto, "legal".

"Ni un sólo euro de esa aportación ha sido imputado al capítulo de ayuda al desarrollo, y por lo tanto, ni uno sólo ha dejado de pagar vacunas, ni escuelas, ni hospitales", añadió.

Aunque el resto de grupos no han votado a favor de la reprobación del ministro, Moratinos no ha dejado de recibir críticas por este asunto. CiU acusó al Gobierno de falta de transparencia, además de haber actuado con "pocos reflejos en la política comunicativa".

Este intento de reprobación de un ministro, aunque fallido, es el primero de la actual legislatura. En la anterior, la ministra de Fomento, Magdalena Álvarez, se convirtió en el primer miembro de un gobierno reprobado por el Parlamento en la historia de la democracia, una decisión que no es vinculante para el Ejecutivo.