Público
Público

El PP pide a González-Sinde que dimita tras ser desautorizada por Zapatero

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Partido Popular ha pedido hoy a la ministra de Cultura, Ángeles González-Sinde, que presente su dimisión después de que el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, la haya desautorizado al afirmar que "no se va a cerrar nada" en Internet.

Así lo han asegurado tanto el vicesecretario de Comunicación del PP, Esteban González Pons, como la portavoz de este partido en el Congreso, Soraya Sáenz de Santamaría, en declaraciones a la cadena Ser y Telemadrid, respectivamente.

Sáenz de Santamaría ha dicho que González-Sinde "debería plantearse su permanencia en el Ejecutivo" tras haber sido desautorizada por el presidente del Gobierno, al que ha denominado "Zapatero I el Rectificador".

Ha recalcado que la Ley de Economía Sostenible -donde se abre la posibilidad de cerrar algunas páginas de internet para proteger los derechos de autor- ha sido "hecha para diez años" y "se tambalea en diez días".

A su juicio, la ministra de Cultura debe plantearse su continuidad en el Ejecutivo, porque ha sido "incapaz" de generar consenso y "ha creado un lío mayúsculo" por el que ha tenido que ser "rectificada de plano y de esta manera" por Zapatero "en menos de 24 horas".

Así, el vicesecretario de Comunicación del PP ha recordado que "por la mañana aseguraba que no se cambiaría ni una coma" del proyecto de ley, que "se mantuvo todo el día una presión fuerte" por parte del Ministerio de Cultura y que, "finalmente", Zapatero dijo "que quizá lo cambie" aunque "tampoco ha sido muy claro".

"Cuando se cierra una web equivale a la censura, cuando se limita el acceso a una web equivale en el mundo analógico al secuestro de una publicación", ha manifestado.

González Pons ha exigido que se retire este proyecto y ha dicho que si el Gobierno quiere hacer una ley debe ser orgánica "puesto que va a limitar derechos fundamentales", además de insistir en que no se puede cerrar ni limitar el acceso a una web "sin autorización judicial".

"Debemos dotar a las discográficas de tecnología suficiente que haga que se compense el derecho de propiedad intelectual con el de libre acceso a la información", ha concluido González Pons.